21 de agosto de 2017
21 de agosto de 2017 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Interviene la Fiscalía Nacional en lo Criminal y Correccional N°42
Indagarán a dos personas por usurpar la vivienda de Claudia Ferro en Villa Luro
Declararán ante la jueza Alicia Iermini el próximo 17 de agosto. Los vecinos denunciaron que tres personas ocuparon la vivienda en diciembre de 2016, cuando vieron por última vez a la mujer, cuyo paradero se desconoce desde entonces.

El titular de la Fiscalía Nacional en lo Criminal y Correccional N°42, Carlos Arturo Velarde, le solicitó a la jueza Alicia Iermini que indague a los ocupantes de la vivienda sita en la calle Corvalán 489, en el barrio porteño de Villa Luro, por haber usurpado la vivienda de Claudia Ferro, una mujer de 52 años, cuyo paradero se desconoce desde diciembre de 2016.

La investigación se inició el 30 de diciembre pasado, cuando vecinos de la mujer denunciaron en la Comisaría N°54 de la Policía de la Ciudad que dos personas habían ocupado la vivienda de Ferro, a quien no se volvió a ver en su domicilio desde entonces. En ese marco, la Fiscalía dio intervención a la División Búsqueda de Personas de la Policía Federal Argentina, con el objeto de dar con el paradero de Ferro. También se ingresó su búsqueda en el Sistema Federal de Comunicaciones Policiales y se dio aviso al Centro de Orientación de Personas.

Asimismo, se solicitaron informes a la Dirección Nacional de Migraciones, los que no evidenciaron movimientos de Ferro desde el año 1999; al tiempo que se libró oficio a la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) para que las aerolíneas que operan en el país comuniquen si se registraron pasajes a nombre de la mujer, tanto en vuelos de cabotaje como internacionales.

Por otra parte, se requirió al Centro de Monitoreo Urbano del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires las imágenes de las cámaras de seguridad en las cercanías del domicilio de Ferro, para ver si alguna captó a la mujer, aunque tampoco se obtuvieron resultados.

También se analizaron los movimientos de la tarjeta SUBE de Ferro entre el 29 de diciembre de 2016 y el 21 de enero de este año y se solicitaron informes a la División Sarmiento y al Área de Subterráneos. Así,  surge que la tarjeta se activó el 21 de enero a las 18.33 en la línea H de subtes. Asimismo, el 16 de enero se realizó un pago con dicha tarjeta en un peaje de Autopistas Urbanas, aunque la concesionaria no pudo aportar copia de las filmaciones.

En el marco de la pesquisa, el 13 de enero pasado se allanó el domicilio de la calle Corvalán 489, donde se procedió a identificar a los ocupantes de la vivienda y se secuestraron todos los elementos relacionados con la desaparición de Ferro. También, la Unidad Criminalística Móvil trabajó en el lugar: elaboró planos, fotografió y filmó los ambientes, levantaron rastros y trabajó un médico legista. Por otra parte, canes de la División Perros también rastrillaron el lugar, sin resultados sobre el paradero de Ferro.

En ese contexto, el fiscal requirió la intervención telefónica de dos abonados, incluido el celular de la mujer. Dado que el celular de Ferro se activó en una celda cercana a su vivienda el 1° de febrero, el fiscal pidió informes a las empresas de telefonía celular para establecer con cuál de ellas se activó el IMEI.

Por otra parte, se solicitó la asistencia de la Secretaría de Cooperación con los Poderes Judiciales y Ministerio Público–Unidad Búsqueda de Personas Extraviadas del Ministerio de Seguridad de la Nación, para que se cotejen las huellas con todas las fichas registradas de personas desconocidas en Hospitales Nacionales y se pidieron informes a las morgues de la Ciudad de Buenos Aires, de la Provincia de Buenos Aires y a los Ministerios de Salud de la Nación y de la Provincia de Buenos Aires, sin resultados a la fecha.

El fiscal Velarde también pidió a Facebook que remita toda la información del perfil de Claudia Ferro, el correo electrónico, blogs de conexión, datos de creación de conexión, fecha, hora y huso horario y si el perfil registraba cambios de contraseña y, en caso afirmativo, la hora e IP utilizada.

Asimismo, se requirió al Banco Central de la República Argentina que informe sobre las cuentas y movimientos bancarios de Ferro.

El 3 de enero de 2017 se dio intervención al Jefe de Asuntos Internacionales del Departamento de INTERPOL de la PFA para que libre un alerta de búsqueda de identificación a fin de cotejar residencia y estado de salud de Ferro. El 23 de enero se informó respecto al hallazgo de un torso femenino en el arroyo Wilde, de la localidad bonaerense homónima, y se le solicitó a la Unidad Fiscal interviniente el cotejo de los datos, aunque resultó que no se correspondía con las características de Claudia Ferro.

Además, se pidió a la jueza Iermini la intervención de otras doce líneas telefónicas y un nuevo allanamiento, que fue realizado el 9 de febrero pasado por personal del Departamento de Unidad Federal de Investigaciones Especiales (DUFIE) junto con la Unidad Criminalística Móvil. En el procedimiento se efectuó un estudio para determinar si había rastros de sangre lavada, se sacaron nuevas fotografías, planos, se levantaron rastros y volvió a trabajar la Unidad Perros. También, personal de la División Bomberos analizó la vivienda con un geo radar y un scanner de suelo, para determinar si hubo excavaciones en la finca –las que arrojaron resultado negativo. Asimismo, se secuestraron prendas de la mujer para obtener su ADN y se pidió a la Facultad de Odontología de la Universidad de Buenos Aires que remita las constancias de atención odontológica, como así también se requirió al Hospital Moyano la historia clínica.

El 23 de marzo se realizó un nuevo allanamiento en la vivienda y se realizó otro peritaje con luminol en todos los espacios al aire libre, pasillos, patios, paredes, parrilla y lugares que presentaran signos de haber sido sometidos al fuego, como así también de la planta superior, aunque tampoco se obtuvieron resultados.

En mayo pasado, el fiscal Velarde encomendó a la policía tareas de investigación en la Terminal de Ómnibus de Liniers, donde testigos refirieron haber visto a Ferro, aunque tampoco hubo novedades sobre su paradero.

En base a las pruebas colectadas hasta el momento y mientras se espera la remisión de algunos de los informes solicitados a las distintas entidades estatales, el fiscal Velarde le solicitó a la titular del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N°21, Alicia Iermini, que indague a las dos personas que actualmente viven en la casa de Ferro. Así, un hombre y la mujer deberán declarar ante la magistrada el próximo 17 de agosto, en orden al delito de usurpación. Oportunamente, se extrajeron testimonios por dicho delito para que intervenga la Justicia Contravencional de la Ciudad de Buenos Aires, pero la Cámara del Crimen dictaminó que la investigación debía continuar en la Justicia Nacional.