22 de enero de 2018
22 de enero de 2018 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
La apertura estuvo a cargo de la viceministra de la CSJN, Elena Highton de Nolasco
Procuvin presentó la información sistematizada de la Base General de Datos de NNyA institucionalizados
La Corte Suprema y la procuraduría especializada trabajan conjuntamente desde hace tres años elaborando informes respecto de las medidas judiciales de institucionalización que se toman en las causas penales en las que hay niños, niñas y adolescentes involucrados. En 2016, el 82% de las internaciones totales se iniciaron en centros de régimen cerrado.

La vicepresidenta de la Corte Suprema de Justicia de la Nación (CSJN), Elena Highton de Nolasco, y la Procuraduría de Violencia Institucional (Procuvin), presentaron hoy la Sistematización de la Información de la Base General de Datos de Niños, Niñas y Adolescentes institucionalizados. Se trata de la tercera edición del informe que da cuenta de todas las intervenciones, internaciones y traslados en el marco de causas penales que alcanzan a personas menores de edad, de acuerdo a los datos cargados por juzgados y tribunales orales de Menores de la Justicia Nacional.

Ante secretarios, jueces y funcionarios del fuero de menores, Highton de Nolasco tuvo a cargo la apertura de la jornada, en razón de que la Base General de Datos funciona bajo su supervisión en la Corte Suprema; luego expusieron su responsable, Claudia Romano Duffau, y  Virginia Benicazza, como parte del equipo del máximo tribunal.

A su turno, Ana Laura López y María Belén Gonzalo, del Área de Registro y Bases de Datos de la Procuvin, expusieron los principales datos surgidos del registro y cruce de información. En ese sentido, hicieron hincapié en que la labor permite ver la evolución en el tiempo de las decisiones judiciales que atraviesan al fuero de menores, en especial en lo relativo al uso de medidas de privación de libertad (internaciones). Asimismo, resaltaron que la información es tratada con todos los recaudos pertinentes sobre los datos filiatorios de los niños, niñas y adolescentes, trabajando en el plano estadístico y descriptivo del fenómeno.

Los datos de 2016

El documento presentado hoy da cuenta de que la cantidad de niños, niñas y adolescentes bajo medidas de detención por causas penales (internados) descendió un 40% desde 2013 a diciembre de 2016, pasando de 500 a 300. Durante el año pasado, el porcentaje de varones institucionalizados fue del 91%, frente a un 9% de niñas y adolescentes.

En esta oportunidad se introdujo la presentación de los datos resultantes de una variable que fue incluida en la Base General de Niños/as y Adolescentes en 2015 a propuesta de la Procuvin, en la que los juzgados registran las denuncias por violencia de las fuerzas de seguridad contra los jóvenes al momento de las detenciones o traslados al Centro de Admisión y Derivación (CAD). Ese aspecto arroja que se registraron 52 víctimas durante 2016. El informe señala que una mayor exhaustividad en la carga y sistematización de la información sobre ese punto “permitirá caracterizar mejor el fenómeno”.

Por otro lado, se elevó la edad mínima registrada: para el año pasado ya no había niños institucionalizados de 11 y 13 años, como sí los hubo en 2015. De los 300 chicos, el 96,2% tiene 16 años o más.

Finalmente, el informe indica además que el 13% de las internaciones se produjeron por disposiciones de tribunales orales de menores; la gran mayoría -el 87%- fue a instancias de los juzgados. El 82% de las internaciones totales se iniciaron en centros de régimen cerrado, la modalidad institucional más severa.