23 de noviembre de 2017
23 de noviembre de 2017 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Los elementos fueron entregados a una Fundación que trabaja en barrios vulnerables
Córdoba: Tras la gestión de ATAJO, la PGN dispuso la donación de computadoras e impresoras en desuso
Se trata de computadoras, impresoras, monitores, teclados y otros elementos tecnológicos, entregados a la fundación Moviendo Montañas, que dirige el padre Mariano Oberlin. Los bienes se encontraban dados de baja por el área técnica y patrimonial de la Procuración General de la Nación.

Tras un pedido del padre Mariano Oberlin al titular de la Fiscalía Federal N°1 de Córdoba, Enrique Senestrari, la Secretaría General de Administración de la Procuración General de la Nación dispuso dar de baja patrimonial a un centenar de bienes informáticos, y los entregó en donación a la Fundación Moviendo Montañas, que dirige el cura de la provincia de mediterránea y que desarrolla su labor pastoral en barrios vulnerables de la ciudad capital.

Los elementos dados en donación son 20 impresoras, 25 computadoras con sus discos rígidos, 25 monitores y otra tanta cantidad de escáners, entre otros bienes en desuso.

El cura Oberlin fundamentó su pedido en la necesidad de cubrir los requerimientos técnicos de los diversos talleres que realiza en los centros de la Fundación, entre ellos los cursos de realización de currículums vitae, de aprendizaje para el correcto uso de programas informáticos y de creación de hardware, entre otras utilidades.

Tras la solicitud del padre Mariano Oberlin, el titular de las agencias ATAJO, Julián Axat, y el fiscal coordinador de distrito, Enrique Senestrari, transmitieron a cada fiscal de la ciudad de córdoba  el correspondiente permiso. A su turno, los magistrados Gustavo Vidal Lascano, Graciela López de Filoñuk, Facundo Trotta, Alberto Lozada y Maximiliano Hairabedian consintieron la entrega, porque “lo importante es ver que donde uno deja de usar hay gente que le puede ser muy útil". Asimismo, los fiscales agradecieron la iniciativa de ATAJO, que se comprometió a realizar el seguimiento del procedimiento administrativo necesario para operativizar la donación, que finalmente se concretó días atrás, gracias a la tarea de los enlaces con ATAJO designados en Córdoba.

Los equipos fueron entregados a Marcelo Giovannini, Pablo Pires y el mismo padre Mariano Oberlin, de la Fundación Abriendo Montañas, y el coordinador del Centro de prevención de adicciones, Lucas Torrice.