23 de abril de 2024
23 de abril de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Interviene la Fiscalía de Instrucción del Distrito de los barrios de Saavedra y Núñez / UFIDAD
Condenaron a cuatro hermanos que robaban y abusaban de sus victimas
Dos hombres y dos mujeres abordaban a sus víctimas en parques públicos y las despojaban de sus pertenencias. En algunos casos, además, abusaron sexualmente de ellas.

El Tribunal Oral en lo Criminal N°10 condenó a Gabriel Jonathan Tévez, y a sus hermanos Vanesa Paola, Romina Jeanete y Emiliano Alan, a penas que van desde los ocho meses de prisión en suspenso hasta los 16 años de prisión efectiva, tras encontrarlos responsables de cerca de 21 robos y abusos sexuales ocurridos entre enero de 2010 y junio de 2013, en distintos parques y plazas de los barrios porteños Saavedra y Núñez. En el debate, el Ministerio Público Fiscal estuvo representado por el fiscal general Carlos Giménez Bauer.

Gabriel Jonathan Tévez había sido detenido en julio de 2013, a pedido del titular de la Fiscalía de Instrucción del Distrito de los barrios de Saavedra y Núñez, José María Campagnoli, quien había solicitado al titular del Juzgado Nacional en lo Criminal de Instrucción N°30, una serie de allanamientos donde se secuestraron teléfonos celulares, tarjetas de memoria y chips, los cuales fueron analizados por la Secretaría de Investigaciones Penales (SIPE) que depende de la Unidad Fiscal de Investigaciones de Delitos con Autor Desconocido (UFIDAD) y permitieron la identificación de Tévez.

Según se acreditó en el debate, Tévez concurría a distintos parques y plazas de la ciudad, a bordo de una motocicleta. A veces lo hacía solo y otras en compañía de alguno de sus hermanos. Abordaban a sus víctimas, en general, grupos de amigas o parejas que estaban en el lugar, les preguntaban sí habían visto a una persona, y luego les decían que se trataba de un robo y estaban armados, por lo que los damnificados les entregaban sus teléfonos celulares, cámaras fotográficas, dinero y otras pertenencias que tuvieran consigo. Asimismo, en algunos casos, alguno de los hermanos tomaba a una víctima y la llevaba a un lugar apartado, donde las manoseaba o las obligaba besarlos o a practicarles sexo oral, tras lo cual se retiraban del lugar.

Los jueces Alejandro Martín Becerra, Silvia Mora y Guillermo Yacobucci analizaron la situación de cada uno de los imputados. Respecto de Gabriel Jonathan, consideraron que el hombre era autor de diez robos simples y coautor de ocho robos simples, en concurso real entre sí, que concurren materialmente con tres robos agravados por el uso de arma de fuego. También lo consideraron responsable de ocho abusos sexuales simples, tres abusos sexuales con acceso carnal y coautor de dos abusos sexuales simples. Al efecto, y como el hombre contaba con condenas anteriores unificaron la pena en dieciséis años y seis meses de prisión, accesorias legales y costas.

En relación a Vanesa Paola, quien también tenía una condena previa, los magistrados le impusieron una sanción de tres años de prisión en suspenso tras considerarla autora de un abuso sexual simple y coautora de tres robos agravados por el uso de arma de fuego, en concurso real con dos robos simples. Por su parte, a Romina Jeanete se le unificó la sanción de un proceso anterior, condenándola a la pena de tres años de prisión en suspenso por ser coautora de tres robos simples, en concurso real con el delito de abuso sexual en el que intervino como participe necesaria, mientras que Emiliano fue condenado a ocho meses de prisión en suspenso como coautor de un robo simple.