29 de enero de 2023
29 de enero de 2023 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
La mujer ya había denunciado agresiones
Juzgan a un hombre por abusar sexualmente y privar de la libertad a su ex pareja
Según las pruebas recolectadas durante la etapa de instrucción, el hombre habría golpeado y mantenido encerrada a la víctima toda una noche. El juicio comenzó hoy e interviene el titular de la Fiscalía ante el Tribunal Oral en lo Criminal N° 12, Gustavo Gerlero.

El Tribunal Oral en lo Criminal N°12 juzga desde hoy a Daniel Jorge Pezzutti por golpear, privar de la libertad y abusar sexualmente de su ex pareja. Gustavo Gerlero interviene en representación del Ministerio Público Fiscal.

De acuerdo con los elementos incorporados a la causa en la investigación, Pezzutti, de 28 años, y la víctima iniciaron una relación sentimental en marzo de 2009, y convivieron entre abril y agosto de ese año en el departamento del imputado del barrio porteño de Liniers. La mujer abandonó el domicilio al recibir las agresiones que denunció en la Comisaría N°44. Sin embargo, continuaron con la relación.

La causa fue elevada a juicio en mayo de 2011, luego del requerimiento realizado por la Fiscalía Nacional en lo Criminal de Instrucción N° 9, a cargo de Adrián Guillermo Péres.

Los hechos

En el escrito, la fiscalía recordó que la mujer contó que a las ocho de la noche del 7 de noviembre de 2009 tuvieron una discusión. Pezzutti la acusó de tener una relación con otro hombre y la golpeó varias veces en la cara. Luego, la amenazó: "no te cubras porque si no voy a empezarte a pegar con el puño cerrado”.

Mientras continuaba golpeándola y preguntándole si había tenido relaciones sexuales con otra persona, le adelantó: Esto es sólo un ablande” .

“Vos de acá no te vas”, ordenó el hombre mientras cerraba la puerta del departamento con llave. Además, le tiró el celular al tacho de basura y la condujo hasta el dormitorio, donde continuaron los golpes y los insultos. Durante el transcurso de la noche, el agresor la mordió, le arrojó la ropa que llevaba puesta por la ventana. Entonces, le exigió que llamara al otro hombre y frente a la negativa, la sometió a distintos y repetidos abusos. Si bien en un momento la denunciante logró dormirse, entretanto la mantuvo agarrada para que no se escape. Ya por la mañana, la obligó a meterse y permanecer en la bañadera por varias horas, donde se repitieron los abusos y las agresiones.

Finalmente, la llevó a un centro comercial, le compró un pantalón y un par de lentes de contacto, para reemplazar los que había perdido a causa de los golpes.

Pruebas y valoración
La instrucción recopiló numerosos elementos probatorios: el propio testimonio de la víctima; el de una amiga que vio las lesiones en el rostro y brazos cuando llegó a su casa; la denuncia policial por las agresiones que llevaron a la damnificada a terminar con la convivencia y la realizada en la Comisaría de la Mujer por los hechos en cuestión. Además, la instrucción los informes médicos del hospital donde se atendió y del Cuerpo Médico Forense, que constataron las lesiones en los labios, cuello, muslos, brazos y párpados.

Un perito psicólogo señaló que la versión de los hechos de la mujer “presenta indicadores de verosimilitud”, y no descartó posibles traumas psíquicos compatibles con los abusos.

Para el fiscal Péres “se desprende la responsabilidad”, de Pezzutti. El acusado negó lo denunciado y dio otra versión de los hechos durante la indagatoria. El representante del Ministerio Público Fiscal calificó la conducta del imputado como abuso sexual con acceso carnal, privación ilegal de la libertad y lesiones leves en concurso real entre sí, delitos por los que llegó acusado al juicio. El debate se reanudará el martes.