14 de abril de 2024
14 de abril de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
En el debate, intervinieron los fiscales Francisco Santiago Snopek y Carlos Martin Amad
Salta: condenaron a una mujer trans a 10 años de prisión por trata de personas
El Tribunal Oral Federal de Salta la encontró culpable de haber captado y transportado con fines de explotación sexual a una adolescente. El fiscal Snopek había recurrido en Casación la absolución y se conformó un nuevo tribunal, que dictó la condena.

El Tribunal Oral Federal de Salta condenó a una mujer trans a 10 años de prisión y ordenó la detención por encontrarla culpable de haber captado y trasladado a una joven menor de edad con fines de explotación sexual. En un primer momento, el Tribunal había absuelto a la imputada por el beneficio de la duda. Sin embargo el fiscal Francisco Snopek, quien intervino en el debate junto a su colega Carlos Martín Amad, recurrió ante la Cámara de Casación y logró una integración, que dictó la sentencia en línea con lo que había solicitado la Fiscalía.

La causa se había iniciado en 2012, cuando la víctima conocíó a Silvia en un boliche, quien la invitó a Salta con la excusa de conocer la ciudad. Una vez allí, la imputada le dijo que debía trabajar teniendo relaciones sexuales con hombres a cambio de dinero. Ante su negativa, Silvia se enojó y la dejó con una amiga, quién la llevó a una esquina donde se encontraban otras mujeres tras custodiadas por dos autos.

En esa situación, la joven detalló que una de ellas le dijo que Silvia "la iba a llevar a Italia y allí la vendería como hizo con otra chica”. La víctima describió que luego llegó la policía y todas huyeron a bordo de los dos autos, y que ella quedó sola.

Fue en el marco de un patrullaje de los efectivos de la División de Seguridad Urbana de la Provincia de Salta, que observaron a la joven de 17 años de edad que, luego de pedir su identificación, derivó en su posterior rescate.

Finalmente, la víctima detalló que un agente quiso obligarla a decir que trabajaba prostituyéndose para que pudieran arreglar “de alguna manera”, a fin de poder dejarla en libertad. Luego, fue trasladada a la comisaría donde el personal de la División de Trata de Personas de la Policía de la provincia de Salta la trasladó a un hotel donde fue asistida.