25 de mayo de 2024
25 de mayo de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Lleva adelante la investigación el fiscal federal Ricardo Toranzos
Salta: secuestraron una avioneta utilizada para tráfico de drogas y detuvieron a los pilotos
Tanto la aeronave como los hombres provenían de Bolivia. Al momento de atrapar a los pilotos, las fuerzas de seguridad secuestraron cuatro kilos de cocaína. También, lograron dar con el GPS de la avioneta, lo que permitirá profundizar la investigación.

El lunes pasado, en la región salteña de Anta, se logró dar con una avioneta abandonada en el monte que había sido detectada momentos antes por la policía. El procedimiento se concretó luego de recorrer un camino sinuoso y de difícil acceso debido al relieve del lugar. La primera medida que tomaron los oficiales fue la de determinar quiénes eran los pilotos y a quién pertenecía la avioneta.

De esta manera, dieron intervención a la justicia y a la Fiscalía Federal N°1 de Salta, a cargo de Ricardo Toranzos, que dispusieron el rastrillaje del lugar. El resultado de la búsqueda fue la detención de los pilotos a 15 kilómetros de donde estaba la aeronave. Los hombres eran ciudadanos del Estado Plurinacional de Bolivia de 18 y 19 años. Ambos estaban escondidos en medio del monte.

En diálogo con Fiscales, Toranzos estimó que “la avioneta descendió el lunes pasado a horas del mediodía", mientras que a los pilotos recién se los halló el martes. El representante del Ministerio Público agregó que “cerca de donde se los detuvo se secuestraron cuatro kilos de cocaína en una bolsa arpillera, junto a un teléfono satelital con GPS”.

A partir de ese momento, el fiscal federal se dirigió hacia la región de Anta para comandar la búsqueda de la posible droga que se pudiera encontrar. “Se estableció una actividad conjunta con Gendarmería y la policía provincial y se dispuso de un helicóptero para realizar un avistaje aéreo en busca de cocaína”, explicó Toranzos. Por las características, la avioneta podía transportar más de 250 kilos de carga.

“El empleo de dos pilotos para realizar este tipo de viajes es común, ya que mientras uno sobrevuela la zona, el otro arroja las bolsas en los puntos que tiene indicado en el GPS”, subrayó Toranzos. En este sentido, se mostró expectante a lo que pudieran encontrar en el navegador satelital de la aeronave, que había sido hallado esta mañana en el monte: “Nos va a permitir saber cuál fue la ruta del avión y dónde tenían estipulado arrojar la mercadería, entre otras cosas de gran relevancia para la causa”.

Asimismo, las primeras medidas de investigación solicitadas por la Fiscalía permitieron que se sepa que la avioneta es propiedad de un hombre de la ciudad boliviana de Santa Cruz de la Sierra y que ya figura en otra investigación por el transporte de 360 kilos de cocaína.

Por su parte, esta mañana el juez federal tomó declaración, con presencia de representantes de la Fiscalía a los dos pilotos, quienes se abstuvieron de declarar. Mientras tanto, continúa el rastrillaje en la zona con la intención de dar con la droga que podrían haber lanzado.

Toranzos señaló que lo resaltante del caso era el secuestro de la avioneta: “Normalmente, los aviones no se ponen en riesgo, ya que en la zona fronteriza, las organizaciones criminales ‘bombardean’ la mercadería y luego regresan a su país”. Además, el fiscal federal destacó que tampoco resultaba común que se detuvieran a los pilotos. Sobre este aspecto, remarcó que los hombres eran dos jóvenes de 18 y 19 años, “lo que da la pauta de que fueron instruidos desde su juventud. Ambos son estudiantes universitarios, en principio de familias de un buen pasar económico”.

Finalmente, el representante del MPF informó que aún resta saber quién sacó la droga del lugar y, además, determinar el recorrido de la aeronave para poder identificar a la organización, establecer la operatoria y prevenir futuros vuelos o, llegado el caso, lograr la detención.