01 de octubre de 2022
01 de octubre de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Intervienen los fiscales Alejandro Alagia y Gabriela Sosti
Comienza el tercer juicio por crímenes en el circuito Atlético, Banco y Olimpo
El TOCF 2 de la Capital Federal juzga desde hoy a seis ex policías, un ex penitenciario, un ex gendarme y un ex militar por los crímenes cometidos contra 352 víctimas entre 1976 y 1979, que pasaron por los centros clandestinos que formaron parte del denominado Circuito ABO.

Seis ex policías federales, un ex miembro del Servicio Penitenciario Federal (SPF), un ex gendarme y un ex sargento del Ejército son juzgados desde hoy en el marco del tercer juicio oral que se desarrollará en Buenos Aires por los crímenes de lesa humanidad cometidos en el circuito constituido por los centros clandestinos de detención Atlético, El Banco y El Olimpo (Circuito ABO), que tiene un objeto procesal con 352 víctimas. Los delitos que se juzgan son privaciones ilegales de la libertad, aplicación de tormentos y homicidios, con diferentes agravantes.

El debate estará a cargo del Tribunal Oral en lo Criminal Federal N°2 de la Capital Federal, compuesto por los jueces Jorge Gorini (presidente), Rodrigo Giménez Uriburu y Jorge Alberto Tassara, e intervendrán en representación de la Fiscalía el fiscal general Alejandro Alagia y la fiscal ad hoc Gabriela Sosti, integrantes de la Unidad de Asistencia para causas por violaciones a los derechos humanos durante el terrorismo de Estado.

Los nueve acusados son el ex ayudante de 5ª del SPF Héctor Horacio Marc; el ex gendarme Juan Miguel Méndez; el ex sargento del Ejército Alfredo Omar Feito, y los siguientes ex miembros de la Policía Federal Argentina (PFA): los ex auxiliares de 4ª y 2ª del Cuepro de Informaciones, Eduardo Ángel Cruz y Juan Carlos Mario Chacra, respectivamente; el ex cabo Raimundo Oscar Izzi; el ex principal Carlos Alberto Lorenzatti; el ex inspector de la Dirección de Inteligencia de la Superintencia de Seguridad Federal Gerardo Jorge Arráez, y el ex subcomisario del Departamento de Situación Subversiva de la Superintendencia de Seguridad Federal Ricardo Valdivia.

El denominado circuito ABO estuvo compuesto por tres centros clandestinos de detención que fueron rotando en su funcionamiento de acuerdo a las necesidades y a los avatares de la represión ilegal. El Club Atlético funcionó desde mediados del '76 hasta diciembre del '77 en los sótanos de la División Suministros de la PFA. Debió ser abandonado porque se encontraba sobre la traza de la Autopista 25 de Mayo -cuya construcción comenzó entonces-, entre las calles Paseo Colón, San Juan, Cochabamba y Azopardo.

Las víctimas cautivas en ese lugar fueron trasladadas a El Banco, un predio situado a 200 metros de la intersección de la Autopista Ricchieri y el Camino de Cintura, en el partido bonaerense de La Matanza. El lugar funcionó entre fines de 1977 y mediados de 1978.

El 16 de agosto de 1978, comenzó su actividad El Olimpo en la División Mantenimiento de Automotores de la PFA, en las calles Lacarra y Ramón L. Falcón de la Capital Federal. La actividad relacionada con la represión ilegal se desarrolló allí hasta inicios de 1979, cuando el lugar fue desmantelado.

Este es el tercer juicio oral que tratará los crímenes del terrorismo de Estado en el Circuito ABO. En 2010, fueron condenados 15 de los 16 acusados que llegaron a debate oral y público por los delitos cometidos contra 181 víctimas de esos centros clandestinos de detención. En ese proceso también se juzgó el bombardeo al domicilio de los militantes montoneros Lucia Révora y Carlos Fassano, cuyos cuerpos fueron llevados a El Olimpo para ser incinerados.

En 2012, se dictó sentencia en el segundo juicio por los crímenes del circuito ABO: el ex policía federal Pedro Godoy y el ex miembro del Ejército Alfredo Feito (quien es juzgado por otros hechos) recibieron 25 y 18 años de prisión, respectivamente. El objeto del juicio estuvo compuesto por los 181 casos del primer debate. En ese juicio, se aplicaron por primera vez las reglas prácticas de la Cámara Federal de Casación Penal para la agilización de los procesos.