23 de febrero de 2024
23 de febrero de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Intervienen los fiscales Leopoldo Peralta Palma y Pablo Camuña
Tucumán: comienza un juicio oral contra 11 represores
Los militares están acusados por los crímenes de lesa humanidad que sufrieron 39 víctimas en el penal de la capital provincial.

Comienza hoy el juicio orala contra 11 imputados por violaciones de domicilios, privaciones ilegítimas de la libertad, torturas, delitos sexuales y homicidios, cometidos durante la dictadura cívico-militar en el penal de la ciudad de San Miguel de Tucumán en perjuicio de 39 víctimas. Interviene el Tribunal Oral en lo Criminal Federal de la provincia, integrado por Gabriel Eduardo Casas, Carlos Enrique Ignacio Jiménez Montilla y Juan Carlos Reynaga, los fiscales Leopoldo Peralta Palma y Pablo Camuña.

Los acusados son el coronel retirado Jorge Omar Lazarte, quien cumple prisión preventiva en la Unidad Penitenciaria de Villa Urquiza; el inspector mayor retirado Roberto Heriberto Albornoz; el ex suboficial principal Daniel Arturo Álvarez; el cabo primero Ángel Amado Audes; el ex sargento Augusto Walter Montenegro; el ex suboficial principal Santos González; el ex guardiacarcel José Víctor Gerez; el ex cabo Héctor Valenzuela; el ex cabo Francisco Alfredo Ledesma; el ex agente Juan Carlos Medrano, y el ex sargento Pedro Fidel García. También, está imputado Luciano Benjamín Menéndez, pero fue apartado del debate por afrontar otro proceso por crímenes de lesa humanidad en Córdoba.

En dialogo con Fiscales, Pablo Camuña señaló que “los presos y presas políticos del llamado 'Pabellón de la muerte' estaban sujetos a un régimen de extrema severidad, sin poder ejercer derechos y garantías". El fiscal sostuvo que "vivían en ese lugar en condiciones inhumanas de detención, subalimentados, sin visitas de familiares, en situación de encierro y oscuridad, con requisas permanentes".

Camuña concluyó que según las denuncias “algunas mujeres además padecieron el cautiverio junto a sus hijos menores de edad, registrándose incluso nacimientos dentro de los muros del penal; y que además varias de ellas fueron sometidas a conductas aberrantes de violencia sexual por parte de los captores mientras permanecieron en el pabellón".