27 de mayo de 2022
27 de mayo de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Se investiga a organizaciones de orden estable y de carácter transacional
Con el sistema acusatorio, PROCUNAR NOA obtuvo 22 condenas y multas por más de 9 millones de pesos
El 95% de los imputados optó por celebrar acuerdos plenos, una de las herramientas que debutó con éxito a partir de la implementación hace un año del nuevo Código Procesal Penal Federal en Salta y Jujuy.

Desde la implementación del sistema acusatorio en Salta y Jujuy el 10 de junio de 2019, la PROCUNAR NOA -dependiente de la Procuraduría de Narcocriminalidad que encabeza el fiscal federal Diego Iglesias- inició más de 130 investigaciones complejas, que apuntan a desbaratar organizaciones de orden estable, de carácter trasnacional y con fuertes estructuras destinadas a delinquir.

En conjunto con las diferentes fuerzas de seguridad, entre ellas unidades especiales de Gendarmería Nacional, Policía Federal, Policía de Seguridad Aeroportuaria y de la Provincia, la PROCUNAR NOA, a cargo del fiscal de Distrito Eduardo José Villalba, logró condenar a 22 personas en siete causas.

De ellas, seis ya están finalizadas y en la restante, que reúne a once imputados, se dictaron ya seis condenas por acuerdos plenos. De las 22 personas condenadas, 16 cumplen prisión efectiva en una Unidad Penitenciaria, dos lo hacen bajo la modalidad de prisión domiciliaria y cuatro fueron condenados bajo ejecución condicional. Cabe resaltar que el 95% de los imputados optaron por celebrar acuerdos plenos con la Fiscalía, una de las herramientas que debutó con éxito a partir de la implementación del sistema acusatorio. Además, hay cinco personas con órdenes de captura internacional.

El 95% de los imputados optaron por celebrar acuerdos plenos con la Fiscalía, una de las herramientas que debutó con éxito a partir de la implementación del sistema acusatorio

Si se suma el total de años y meses de prisión de todas las condenas obtenidas, el número total asciende a 100 años y once meses, mientras que la suma de los montos de dinero impuesto como multas llega a 9.666.000 pesos.

Celeridad en las investigaciones

Uno de los grandes objetivos exitosamente alcanzado con la reforma procesal penal federal fue la aceleración de los procesos investigativos. En las causas que ya arribaron a condenas, los números indican que, en promedio, pasaron 49 días desde que se iniciaron hasta que se concretaron los procedimientos con detenciones y secuestros de estupefacientes.

Luego, se registró un promedio de 89 días desde los procedimientos hasta la última condena que finalizó el caso, con lo cual se tiene que el promedio de tiempo entre el inicio de la causa y su finalización con condena fue de 138 días.

El promedio de tiempo entre el inicio de la causa y su finalización con condena fue de 138 días

Decomisos

Por otra parte, cabe resaltar que las sentencias condenatorias en las causas que ya se encuentran finalizadas trajeron consigo importantes decomisos de dinero, vehículos e inmuebles que constituyen un valor económico de gran envergadura y que suelen significar un importante aporte a las fuerzas de seguridad en las causas por narcotráfico. En tal sentido, desde la fiscalía de Distrito se llevan adelante los pasos legales a fin de beneficiar a las fuerzas con la adjudicación de vehículos e inmuebles, ya sea de manera definitiva o como depositaria judicial.

En materia de secuestro de dinero en efectivo, en tanto, los distintos procedimientos realizados dejaron la incautación de una suma de 156.820 pesos y 26.740 dólares, a lo que debe sumarse cuatro automóviles, cuatro motocicletas y tres camionetas y un inmueble que era utilizado para el acopio de droga.

Respecto a la cantidad de secuestro de estupefacientes, producto de procedimientos realizados en calles y rutas y allanamientos concretados en el marco de causas ya finalizadas, se logró sacar de circulación 373 kilos de marihuana y 72,5 kilos de cocaína. En el primer caso, 330,607 kilos fueron de “flores”, cuyo valor en el mercado es altamente superior al cannabis convencional.

Organizaciones delictivas

Más allá de los números, la tarea de la procuraduría especializada se vio reflejada en la desarticulación de organizaciones narcocriminales de gran porte, cuyas estructuras complejas se presentaban como infranqueables con el viejo sistema penal mixto, sobre todo por la formalización y escasez de herramientas procesales ágiles.

A partir de la implementación del nuevo modelo acusatorio, en el que la celeridad, oralidad, inmediación y desformalización cambiaron el proceso, PROCUNAR NOA pudo avanzar sobre organizaciones enquistadas.

La tarea de la procuraduría especializada se vio reflejada en la desarticulación de organizaciones narcocriminales de gran porte

Así, se desbarataron organizaciones criminales de gran envergadura: una de ellas comandada por Raúl Ricardo Rojas, un jefe narco del norte provincial alojado en el Complejo Penitenciario Federal III Noa, por una causa de drogas y por ser el autor intelectual de crímenes por encargo en Orán.

Pese a estar encarcelado, Rojas continuó con el tráfico y acopio de drogas en un domicilio conocido como “La Iglesia”, donde había logrado acumular 340 kilos de droga, que fue secuestrada en una investigación que se completó con la incautación de varios vehículos, dinero y la detención de cuatro cómplices de Rojas, entre ellos, su pareja.

La investigación penal fue formalizada el 5 de diciembre de 2019 y concluyó el 9 de marzo de 2020 por acuerdo pleno, en el que se le impuso a Rojas 9 años de prisión. En comparación, la causa que lo llevó a estar detenido -tramitada bajo el sistema mixto- demandó más de un año de proceso. Además de dejar expuesto la falta de control interno en el complejo penitenciario, la fiscalía logró, de manera inédita, el decomiso de la vivienda utilizada para el almacenamiento.

Otra de las organizaciones desarticuladas estaba dirigida por Juan Antonio Lapad. Un total de once personas fueron imputadas, seis de las cuales fueron condenadas a través de la aplicación de acuerdos plenos en un lapso de cinco meses.

En este caso, la investigación se formalizó el 19 de octubre de 2019, tras la detención de ocho de los imputados, entre ellos Lapad y el secuestro de 29 kilos de marihuana que la organización transportaba del norte a la capital salteña.