09 de agosto de 2022
09 de agosto de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
En línea con la solicitud del fiscal de Tartagal, Marcos Romero
Salta: condenas de 6 años y 4 meses de prisión para dos personas detenidas con 25 kilos de marihuana
Se las halló responsables del delito de transporte de estupefacientes agravado por el número de intervinientes. El caso tiene otros dos implicados que se encuentran prófugos luego de haber accedido a la excarcelación.

A instancia de la Sede Fiscal Descentralizada de Tartagal, un hombre y una mujer fueron condenados el miércoles pasado a la pena de 6 años y 4 meses de prisión por el delito de transporte de estupefacientes agravado por el número de intervinientes.

La condena, recaída sobre Nicolás Alejandro Moreno y Reyna Segovia Espinoza, fue impuesta por el Tribunal Oran Federal N°1 de Salta, integrado por Federico Díaz (presidente), Marta Liliana Snopek y Mario Marcelo Juárez Almaraz.

Tanto la calificación legal como las penas impuestas fueron requeridas por el fiscal federal Marcos Romero, quien llevó adelante la acusación durante el debate, fundó en numerosas pruebas la responsabilidad de las personas acusadas en calidad de coautores y rebatió planteos de nulidad alegados por la defensa.

En su alegato de apertura, el fiscal presentó el hecho y, posteriormente, a lo largo del juicio, logró ratificar los extremos de la acusación, tanto con las declaraciones de testigos como por la exposición de pruebas documental y peritajes producidos durante la investigación penal.

Al solicitar la declaración de responsabilidad de los acusados, Romero sostuvo que efectivamente quedó probado que Moreno y Segovia Espinoza fueron principales promotores del transporte de estupefacientes desbaratado por la Policía de Salta.

El fiscal reseñó que el caso tuvo inicio el 10 de agosto de 2019, poco antes del mediodía, cuando una persona reveló información sobre una maniobra relacionada con el tráfico de droga al personal de la División de Investigaciones Complejas contra la Narco Criminalidad de Orán.

El informante –prosiguió el fiscal- develó que un vehículo marca Renault, modelo Kangoo, que había salido de la localidad de Aguas Blancas y se dirigía a Orán, llevaba una importante carga de droga, y agregó que en el rodado circulaban ciudadanos de nacionalidad boliviana.

Intento de fuga

Con los datos aportados, entre ellos el número de la patente, la Policía efectuó la búsqueda del vehículo, el cual fue localizado en Orán. “El rodado fue ubicado en inmediaciones del barrio Libertad. Los policías le dieron la voz de alto, pero el conductor no se detuvo e intentó darse a la fuga. Sin embargo, fue rápidamente interceptado”, relató el fiscal.

Producto de la requisa, el personal policial halló 27 paquetes de droga en el baúl del utilitario, envueltos en una lona del tipo de las que son utilizadas usualmente por “bagayeros” en esa zona de frontera. Tras las pruebas de campo, se determinó que el estupefaciente era marihuana y que tenía un peso de 25 kilos.

El caso tuvo inicio el 10 de agosto de 2019, poco antes del mediodía, cuando una persona reveló información sobre una maniobra relacionada con el tráfico de droga al personal de la División de Investigaciones Complejas contra la Narco Criminalidad de Orán.

Junto a Moreno y Segovia Espinoza, los policías detuvieron también a Juanito Vargas Guzmán y Luis Tirano Martínez, a quienes les fue otorgada la excarcelación por el juez federal de Garantías de Tartagal Carlos Martínez Frugoni, a cargo de la audiencia de formalización del caso.

Pese a los compromisos asumidos ante el juez de colaborar con la justicia, ambos acusados no volvieron a presentarse en las audiencias posteriores, por lo que, a solicitud de la fiscalía, se solicitó la declaración de rebeldía y, una vez resuelto en ese sentido, se libró la orden de captura correspondiente.

En su exposición en el juicio, el fiscal demostró la calidad de coautores de Moreno y Segovia Espinoza. Ratificó que la operación de tráfico desbaratada fue preparada por los dos acusados días antes, pues de los teléfonos secuestrados en su poder surgieron cruces de mensajes y llamadas que así lo corroboraban.

Al mencionar los roles, Romero afirmó que Segovia Espinoza organizó el transporte de la droga, mientras que Vargas Guzmán y Martínez eran “paseros” y habían llevado la marihuana desde Bolivia por distintos pasos hasta Aguas Blancas. Moreno, en tanto, era el encargado del traslado.

Planteos defensivos

Las defensas de Moreno y Segovia Espinoza, en tanto, cuestionaron la labor de los policías en el procedimiento de detención y, en base a ello, plantearon la nulidad de las diligencias investigativas preliminares, para así darle sustento a un pedido de absolución de sus defendidos.

Los defensores se centraron en detalles, entre ellos que el informante dijo que en el auto en que se trasladaba la droga iban dos argentinos y solo iba uno, o bien, que al recibir la información de la operación no se comunicó de inmediato a la fiscalía.

La defensa de Segovia Espinoza, a su vez, intentó sumarle credibilidad a la declaración de su clienta, quien sostuvo que se habían detenido en una casa en la ciudad de Orán a dejar unos bultos, donde habrían cargado la droga, coartada con la que buscó desvincularse del caso.

Romero, por su parte, rechazó los argumentos defensivos, pues ninguno de ellos “desvirtúan lo que realmente sucedió”. Destacó la labor de los policías, pues las normas vigentes facultan a los integrantes de las fuerzas de seguridad para avanzar en los momentos iniciales, luego de recibida una noticia anónima de esta naturaleza, con las medidas necesarias para determinar la verosimilitud de la información aportada, como sucedió en este caso.

Al dar su veredicto, el presidente del tribunal coincidió con la fiscalía y rechazó los planteos de nulidad, y declaró la culpabilidad de ambos en los términos planteados por el fiscal. Consideró acreditado el hecho y descartó irregularidad alguna por parte de la fuerza policial.

En cuanto a la pena requerida por la fiscalía, el tribunal concedió la misma en base a los argumentos expuestos respecto a la circunstancias personales y antecedentes de los acusados.