17 de julio de 2024
17 de julio de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Interviene el fiscal federal Claudio Kishimoto
Santa Fe: con diez allanamientos y ocho personas detenidas, desarticularon una organización dedicada al narcomenudeo
Los procedimientos estuvieron a cargo de la Policía de Seguridad Aeroportuaria en Rosario, Alvear y Villa Gobernador Galvez. Se incautaron más de medio kilo de cocaína, un kilo de marihuana y cinco armas de fuego.

A raíz de una investigación encomendada por la Fiscalía Federal N°2, a cargo del fiscal federal Claudio Kishimoto -quien actúa con la asistencia del auxiliar fiscal Franco Benetti-, y por resolución del Juzgado Federal N°3 de Rosario, a cargo del juez Carlos Vera Barros, la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) “Del Litoral” detuvo el jueves a ocho integrantes de una organización dedicada a la venta y distribución de estupefacientes que operaba en el sur de Santa Fe. Se realizaron diez allanamientos en los distintos domicilios implicados, en los cuales se secuestró estupefacientes, dinero, armas de fuego y municiones, entre otros elementos que son útiles para la causa judicial.

Tras una investigación que permitió concebir la existencia de una organización dedicada al narcotráfico, a partir de las 06.25 del jueves se realizaron los operativos policiales con el objetivo de dar cumplimiento a las diez órdenes de allanamiento y registro, solicitados por el fiscal Kishimoto, sobre seis domicilios de Villa Gobernador Gálvez, tres de Rosario y uno en el paraje La Gonzalita (Alvear).

En los distintos lugares donde residían los integrantes de la organización se lograron secuestrar 561 gramos de cocaína, 905 gramos de marihuana (de los cuales 81 estaban ya preparados para la venta), 38 gramos de hojas de marihuana, dos cigarrillos de marihuana sin peso, once plantas de marihuana, 373 semillas de marihuana, un picador, 16 recortes de nylon y cuatro balanzas de precisión. Asimismo, se incautaron cinco armas de fuego de distintas marcas y calibres, 26 proyectiles, nueve cartuchos de escopeta, un cargador de pistola y un chaleco balístico con una inscripción que decía “Policía”.

Además, se decomisaron más de 100 mil pesos argentinos y más de 100 dólares estadounidenses, y otros bienes que constituirán elementos de prueba para la causa: cuatro automóviles, cuatro motocicletas, 29 teléfonos celulares, dos chip SIM, una CPU, una tablet, una notebook, una netbook, un DVR, dos pendrives, ocho tarjetas de memoria y documentación de interés.

La investigación se originó como desprendimiento de otra causa, al encontrarse indicios de un presunto proveedor de estupefacientes a uno de los imputados. Por tal motivo, a través de una investigación encomendada a la PSA, se logró dilucidar a diferentes individuos relacionados entre sí en lo que respecta al tráfico de estupefacientes en diferentes escalas y de manera organizada casi en su totalidad.