09 de agosto de 2022
09 de agosto de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Presentación de la Sede Fiscal Descentralizada de San Ramón de la Nueva Orán y la Unidad Fiscal Especializada en Secuestros Extorsivos
Orán: pidieron 15 años de prisión para tres personas acusadas por el secuestro extorsivo de un hombre
La víctima fue captada el 6 de diciembre pasado y se pidió un rescate de 28 mil dólares. Estuvo cautivo en una zona despoblada de la localidad de Palma Sola, en la provincia de Jujuy.

El fiscal de la Sede Descentralizada de San Ramón de la Nueva Orán, José Luis Bruno, junto con el titular y el auxiliar fiscal de la Unidad Fiscal Especializada en Secuestros Extorsivos (UFESE) Santiago Marquevich y Pedro Rebollo acusaron a Claudio Santiago Tárraga, Yamila Jael Gómez y Néstor Gustavo Gómez por su intervención en la sustracción, retención y ocultamiento de un joven -sobrino de Tárraga-, para obtener un rescate a cambio de su liberación, lo que finalmente no se concretó. Por este motivo, solicitaron una pena de 15 años de prisión para cada uno.

Los fiscales Bruno y Marquevich y el auxiliar fiscal Rebollo consideraron a Tárraga y a los hermanos Gómez como coautores de los delitos de "secuestro extorsivo agravado por la cantidad de intervinientes, robo agravado por el empleo de armas de fuego cuya aptitud para el disparo no pudo tenerse por acreditada y por haber sido cometido en despoblado y en banda".

El hecho

Durante la mañana del 6 de diciembre de 2021, Claudio Tárraga (30) y Yamila Gómez (31) pasaron a buscar a la víctima por su domicilio de la localidad salteña de Salvador Mazza. Los tres se dirigieron en un Renault Clio hasta las inmediaciones de un supermercado ubicado sobre la Ruta Nacional N°34, en la ciudad de Tartagal, donde se encontraron con el hermano de la mujer, Néstor Gómez (35).

Mientras circulaban por la Ruta Provincial N°5, Tárraga y los hermanos Gómez comenzaron a amedrentar a la víctima: le ataron las manos, le colocaron una bolsa en la cabeza, lo golpearon y le sustrajeron su documento de identidad, mil pesos y una gorra. El automóvil continuó por la Ruta Provincial N°13 hasta que tomaron un camino de tierra y llegaron a una finca cercana a la localidad de Palma Sola, en la provincia de Jujuy, donde introdujeron a la víctima en una construcción precaria. Allí permaneció atado mientras era amenazado, le exhibían un arma y lo golpeaban. En el lugar también estaban otro hombre y otra mujer que todavía no fueron identificados.

Los secuestradores le enviaron a la pareja de la víctima varios mensajes de texto con fotografías del hombre y le exigieron el pago de un rescate de 28 mil dólares, que debía entregarse en la plaza San Martín de la ciudad de Tartagal. Así, en la tarde del 6 de diciembre, la hermana de la víctima y su pareja fueron al lugar acordado, para encontrarse con Néstor Gómez, quien llegó al lugar junto a su hermana en una motocicleta.

Gómez ingresó a la plaza para encontrarse con los familiares de la víctima, quienes lo redujeron pero pudo escapar sin lograr cobrar el rescate. Tras lo ocurrido, y dado que el caso apareció en los medios de comunicación, los secuestradores trasladaron a la víctima al monte, donde lo obligaron a recostarse en el piso y lo taparon con una manta. En un descuido, el joven aprovechó para huir y deambuló durante dos días hasta que, en la tarde del 10 de diciembre, fue visto por otros dos hombres en las inmediaciones del paraje “La Estrella”, en cercanías de la ciudad de Orán, a unos 219 kilómetros de Salvador Mazza, donde fue secuestrado.

La declaración de la víctima y las tareas investigativas desarrolladas conjuntamente por los fiscales federales y el Cuerpo de Investigaciones Fiscales (CIF) de la Procuración General de la Provincia de Salta permitieron localizar el lugar donde estuvo cautivo. También, el análisis de las comunicaciones e imágenes, junto a otras pruebas recabadas durante la investigación, permitieron establecer la responsabilidad de Tárraga y los hermanos Gómez en el hecho.

Finalmente, los dos hombres y la mujer fueron detenidos el 15 de diciembre en la provincia de Neuquén, donde estaban radicados. Los tres fueron trasladados a Salta y quedaron alojados en un establecimiento penitenciario luego de que se revocase la prisión domiciliaria que habían solicitado.