12 de julio de 2024
12 de julio de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Presentó un escrito ante el Juzgado Nacional Criminal de Instrucción N°4
Procuvin solicitó medidas de prueba por el joven baleado ayer en San Cristobal
La Procuraduría de Violencia Institucional solicitó que se apliquen las “Reglas Mínimas de Actuación del Ministerio Público Fiscal para la Investigación de Lesiones y Homicidios Cometidos por Miembros de las Fuerzas de Seguridad en Ejercicio de sus Funciones”. Entre ellas, que aparte del trámite de la causa a la Policía Federal.

El Área de Violencia Policial de la Procuraduría de Violencia Institucional (PROCUVIN) solicitó al juez interinamente a cargo del Juzgado Nacional Criminal de Instrucción N°4, Marcelo Conlazo Zavalia, una serie de medidas de prueba para profundizar la investigación del hecho ocurrido en el día de ayer en la intersección de la Avenida Jujuy y la calle Carlos Calvo de la Ciudad de Buenos Aires, donde un suboficial de la Policía Federal disparó en la cabeza a un joven acusado de haber robado a los pasajeros de un colectivo. La Procuraduría especializada se presentó ayer en el lugar apenas sucedido el hecho para recolectar información analizar la escena para requerir peritajes concretos para determinar, entre otros puntos, la distancia y la trayectoria del disparo.

Entre las medidas requeridas, se destaca el apartamiento de la Policía Federal Argentina del desarrollo de la investigación y en toda medida en la que se requiera la participación de fuerzas de seguridad, ya que hasta la presentación de la Procuvin el sumario estaba a cargo de la misma fuerza a la que pertenece el acusado. Maximiliano Medina y Fernando Vallone solicitaron además que se brinden todas las medidas de resguardo y protección que sean necesarias a los posibles testigos del hecho, entre otras.

En su escrito, la Procuvin explicó que es criterio del MPF  que “ante la noticia de lesiones de una persona causada por el accionar de agentes de las fuerzas de seguridad, se debe proceder de conformidad con los lineamientos trazados en la Res. PGN 4/2012 que dispuso las ‘Reglas Mínimas de Actuación del Ministerio Público Fiscal para la Investigación de Lesiones y Homicidios Cometidos por Miembros de las Fuerzas de Seguridad en Ejercicio de sus Funciones’”.

De un informe estadístico elaborado por el Área de Bases y Registro de la  Procuraduría de Violencia Institucional, a cargo de Ana Laura López, se desprende que durante el 2016 se produjeron ocho muertes de particulares en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires como producto del accionar policial. En todos los casos, las víctimas fueron hombres, y hasta donde la Procuraduría especializada pudo determinar, el mayor no superaba los 25 años de edad, mientras que el más joven tenía 16 años.

Según el documento, “en casi todos los casos, la fuerza que estuvo involucrada en el hecho fue la Policía Federal Argentina, a excepción de un caso en el cual el hecho fue protagonizado por la Gendarmería Nacional. De la descripción de los hechos surge que en tres de los ocho casos los policías involucrados se encontraban fuera de servicio, mientras que de los relatos de los testigos recabados por los portales de información surge que en al menos dos casos los policías se encontraban de civil”.