08 de febrero de 2023
08 de febrero de 2023 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
El hecho ocurrió en diciembre de 2009
Solicitaron la indagatoria a tres penitenciarios acusados de torturas
El fiscal federal subrogante Sergio Mola y la Procuvin pidieron que se cite a prestar declaración indagatoria a tres agentes del Servicio Penitenciario Federal por las torturas propiciadas a un detenido, mientras prestaban servicio en la cárcel de Ezeiza.

El fiscal federal subrogante Sergio Mola, interinamente a cargo de la Fiscalía Federal N°2 de Lomas de Zamora, conjuntamente con la Procuraduría de Violencia Institucional (Procuvin) a cargo de Miguel Angel Palazzani, solicitaron que se cite a prestar declaración indagatoria a tres agentes del Servicio Penitenciario Federal por las torturas sufridas por un hombre privado de la libertad que se encontraba alojado en la cárcel de Ezeiza.

El hecho tuvo lugar el vienes 11 de diciembre de 2009, aproximadamente a las 15:00, cuando un hombre detenido en el Pabellón “D” del Módulo Residencial VI fue trasladado hacia el recinto de alojamiento transitorio de dicho módulo, conocido como “leonera”, con el aparente propósito de que lo revise un médico de planta.

Una vez llegado al recinto, lo esperaban un grupo de uniformados, entre ellos quien se encontraría a cargo de la Unidad Residencial y varios agentes penitenciarios a su cargo. La víctima sufrió bastonazos en la zona abdominal y las costillas. Una vez esposado, sufrió golpes de puños en la cara, mientras le advertían que debía levantar una denuncia contra el Servicio Penitenciario Federal. En caso contrario, le iba a suceder “lo mismo que al ‘mendocino’ que se alojaba en la celda 11, quien falleció ahorcado un mes y medio atrás”.

Una vez finalizada la golpiza, los penitenciarios lo trasladaron al Pabellón “D” y, al ingresarlo a su celda, fue nuevamente golpeado sobre todo el cuerpo, al tiempo que lo amenazaban con que la iba a “pasar muy mal en cualquier Unidad en la que se alojara”, todo ello a la vista de otro recluso, alojado en la celda contigua.

El médico de la Procuración Penitenciaria de la Nación, quien examino a la víctima inmediatamente después de los hechos, ratificó, en su declaración testimonial ante el Ministerio Público, el carácter de las lesiones presentadas por la víctima, precisando que no se correspondían con heridas autoinfligidas. También, hizo lo propio el Cuerpo Médico Forense de la Justicia Nacional, que a través de un informe dio cuenta de las lesiones en el cuerpo de la víctima.

Para los representantes del Ministerio Público Fiscal, merced al caudal probatorio obrante en la causa “se puede afirmar con absoluta certeza” que los agentes del SPF infligieron a la víctima en forma dolosa “sufrimientos físicos y mentales que en modo alguno pueden ser calificados como consecuencia de medidas legales” o inherentes  a estas. Así las cosas, solicitaron que se les reciba declaración indagatoria a tres agentes penitenciarios en calidad de coautores del delito de torturas (artículo 144 ter inciso 1 y 45 del Código Penal de la Nación).