03 de diciembre de 2021
03 de diciembre de 2021 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
En el marco del juicio por encubrimiento y desviación de la investigación del atentado a la AMIA.
AMIA: el testigo señaló que había cámaras en el juzgado de Galeano
Así lo manifestó Roberto Dios empleado del juzgado a cargo de Juan José Galeano. En la audiencia de hoy, también amplió su indagatoria el imputado Rubén Beraja acusado de peculado, en calidad de partícipe secundario.

En la sala AMIA de los tribunales federal de Retiro, como todos los jueves, se llevó adelante una nueva audiencia en el  juicio por el encubrimiento y desviación de la investigación del atentado a la AMIA. En esta oportunidad declaró en calidad de testigo  Roberto Dios, que fue señalado como quien operaba los equipos de grabación de las cámaras instaladas en el juzgado que encabezaba Juan José Galeano. También amplió su indagatoria el ex presidente de la DAIA Rubén Beraja. El juicio está a cargo del TOF nº2 y en representación del Ministerio Público Fiscal interviene la Unidad Fiscal AMIA.

El testigo Roberto Dios relató que en el año 1993 ingresó a trabajar al Juzgado Federal Nº9  y que en 1995 pasó a formar parte del equipo de trabajo que estaba dedicado a la “causa AMIA”.A preguntas de la Unidad Fiscal el testigo contó que había cámaras ocultas en biblioratos dentro de los  despachos de los secretarios del juzgado, y refirió que las mismas habían sido colocadas por personal de la secretaría de inteligencia. Asimismo,  Roberto Dios  manifestó que no le constaba que la gente supiera que estaba siendo filmada.

Sobre cómo eran las grabaciones Dios manifestó que las hacía él en una oficina contigua a la de los secretarios, describió que el monitor era de unas ocho pulgadas,  no había parlantes pero sí auriculares  que no utilizaba. Destacó que la imagen no era nítida debido a lo pequeña que era la pantalla. A preguntas de la querella Memoria Activa,  explicó que las grabaciones las hacía siempre solo y que desconocía quien enviaba la orden de desalojar el lugar al momento de grabar.

En relación a los videos que fueron quemados, Roberto Dios respondió que “deduzco que la orden la dio el juez pero no recuerdo”. El testigo detalló que  la incineración de los mismos la hizo junto a los secretarios – Agustín Gamboa y Carlos Velasco-, que fue de noche y se llevó adelante en una casa en San Isidro, Martínez.

Sobre la ampliación indagatoria de Rubén Beraja

El dirigente comunitario llegó al juicio acusado del delito de peculado, en calidad de partícipe  secundario, por el pago de 400 mil dólares al reducidor de autos Carlos Telleldín a cambio de la declaración en la que a la postre imputó a los policías bonaerenses.

A las 12 del mediodía comenzó a declarar. El imputado señaló “a lo largo del juicio me sentí agraviado en lo afectivo (…) soy un sobreviviente de esta tragedia y reclamo respeto”. Asimismo refirió que ha pasado  un año del inicio del  juicio  y que con los testimonios “parece que se tejió una historia que va desfigurando los hechos (…) no hay una empatía asimétrica”. Y  continuó “la obstinación con la que se pretende construir una imagen deformada de mi persona en base a mentiras”.

El ex titular de la DAIA apuntó contra los dichos del periodista Raúl Kollman quien semanas atrás declaró en carácter de testigo. En este sentido,  Beraja manifestó “es absolutamente falso que hayamos pedido disculpas a ningún gobernante de la década del 90 por el tema del atentado”. Y enfatizó en que no hay elementos probatorios que permitan fundar la imputación que se le hace, “se construye un mito como que estaba en una tertulia con jueces, fiscales y secretarios (…) como si no tuviera nada que hacer (…) me dolió en sentido personal”.

En relación al accionar de la DAIA luego del atentado, el imputado expresó “yo estuve en primera fila enfrentando las falencias que el estado Nacional tuvo”. La DAIA tuvo “una actuación enérgica, firme y coherente” y resaltó  “el atentado fue en la Argentina, contra la Argentina”.

El tribunal dispuso un cuarto intermedio hasta el jueves 6 de octubre donde se espera que declaren  Ramón Lejtman y Mario Anselmo Galeano.