03 de octubre de 2022
03 de octubre de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Continúa el juicio por el encubrimiento y desviación de la investigación del atentado
AMIA: tras cinco audiencias, finalizó la declaración del testigo Claudio Lifschitz
Se trata del ex prosecretario del Juzgado Federal que intervino en la pesquisa. El debate continuará el jueves próximo, con la testimonial de dos testigos de identidad reservada.

Tras cinco audiencias terminó de declarar ayer el ex prosecretario del Juzgado Federal N°9, Claudio Lifschitz, en el marco del juicio por el encubrimiento y desviación de la investigación del atentado a la AMIA, que el 18 de julio de 1994 produjo la muerte de 85 personas. Ante el Tribunal Oral Federal N°2 estuvieron el cotitular de la UFI AMIA, Roberto Salum, y el fiscal ad-hoc Miguel Yivoff.

A lo largo de sus exposiciones, el testigo apuntó contra la “falta de análisis” de los elementos secuestrados a Kanoore Edul en lo que se conoció como “pista siria”, la  imputación de los policías bonaerenses con la declaración de Carlos Telleldín y el dinero aportado por la SIDE a cambio de esa declaración, entre otras cuestiones.

En la audiencia celebrada ayer continuó la ronda de preguntas de las partes del juicio. Lifschitz relató que tuvo una reunión con Jorge Alberto “Fino” Palacios -quien está entre los acusados- cuando se encontraba al frente del Departamento Unidad Investigación Antiterrorista (DUIA) de la Policía Federal, para relatarle “que no confiaba en el juez”. “Le comenté todo lo que sabía, las mendacidades de Telleldín, la causa armada y los legajos por separado”, sostuvo. Al respecto, dijo que Palacios se alarmó, le contestó “te equivocás” y que iría a ver a Galeano. Sin embargo, consideró que “ese ímpetu no tenía resultados” y que, tras ello, decidió renunciar.

Al término de la declaración del ex funcionario judicial, el tribunal dio a conocer su resolución respecto de casi una decena de medidas y solicitudes realizadas por las partes. Los jueces hicieron lugar a la pericia caligráfica requerida por la Fiscalía respecto de Miguel Cotoras, el mecánico que trabajaba habitualmente con Telleldín y que en el legajo “Brigadas” habría declarado que el reducidor de autos era extorsionado por integrantes de la policía de Buenos Aires.

El debate oral y público continuará el jueves de la semana que viene. Ese día declararán dos testigos de identidad reservada, por lo que la audiencia se realizará sin la presencia del público.