16 de julio de 2018
16 de julio de 2018 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Género y vulnerabilidad
Más del 72% de las consultas recibidas en las agencias ATAJO son realizadas por mujeres
Desde la creación del Programa ATAJO, hoy Dirección general de Acceso a la Justicia, hasta el 27 de septiembre de 2017, las agencias territoriales del MPF recibieron 15689 consultas, de las cuales más de 11 mil fueron realizadas por mujeres.

Desde la creación del Programa ATAJO en 2014, que tras la sanción de la Ley Orgánica del MPF, en 2015, se convirtió en Dirección general de Acceso a la Justicia del MPF, hasta el 27 de septiembre de 2017, las agencias ATAJO recibieron 15689 consultas, de las cuales 11390 fueron realizadas por mujeres. Esa cantidad significó el 72.6% del total de las consultas.

Según lo establece la resolución que creó ATAJO, la Dirección General de Acceso a la Justicia se basa en los postulados de las 100 Reglas de Brasilia sobre acceso a la justicia de las personas en condición de vulnerabilidad, que definen a estos grupos como aquellos que “por razón de su edad, género, estado físico o mental, o por circunstancias sociales, económicas, étnicas y/o culturales, encuentran especiales dificultades para ejercitar con plenitud ante el sistema de justicia los derechos reconocidos por el ordenamiento jurídico”.

Los porcentajes recogidos por el área estadística de ATAJO, indican que el 37.1% de las consultas recibidas en las agencias territoriales del MPF fueron realizadas por mujeres inmigrantes. Las nacionalidades paraguaya y boliviana se destacan por sobre el promedio de esas mujeres que se acercaron a las oficinas de ATAJO, en un 5 y un 7%, respectivamente.

Asimismo, más de la mitad de las mujeres que consultan (el 53,20%) se encuentra desempleada, en tanto que un 24,65 % registra un trabajo informal y sólo un 22,15 % tiene un empleo registrado. La situación de informalidad laboral se agrava notablemente en las personas transgénero, superando el 85 %, y si bien en este grupo el índice de desempleo desciende al 10,87%, el empleo formal se ubica en, apenas, un 3,26 %.