29 de enero de 2023
29 de enero de 2023 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Violencia de género
Quilmes: detienen a un hombre por agresiones a su ex pareja
La denuncia fue presentada por los padres de la víctima, quienes temían por su vida. El matrimonio se acercó al dispositivo de atención móvil de ATAJO en el conurbano, ante la urgencia de la situación.

Un hombre fue detenido a solicitud de la fiscalía Nº 10 del departamento judicial de Quilmes, luego de que la Dirección general de Acceso a la Justicia trasladara a esa dependencia judicial una denuncia por violencia de género y hostigamientos permanentes a su ex pareja, recibida en la oficina de atención móvil de ATAJO.

La intervención de la Dirección de Acceso a la Justicia se produjo luego de que los padres de la víctima se presentaran ante el equipo del ATAJO móvil del conurbano, el pasado 23 de marzo, en el barrio La Matera, de San Francisco Solano, partido de Quilmes.

En la oportunidad, el matrimonio relató que su hija sufría hechos de violencia por parte de su ex pareja, desde el comienzo de la relación de ambos, seis años atrás. “Desde siempre le pegó, incluso estando embarazada de sus hijos. La golpeaba con los puños, con lo que tuviera a mano, la escupía, denigraba y amenazaba de muerte si lo llegaba a denunciar”, explicó la madre.

A raíz de la violenta convivencia, la mujer interrumpió la relación, no obstante lo cual el hombre continuó hostigándola en redes sociales y por las calles del barrio.

Desde el inicio de los hechos de violencia, la víctima los denunció en sede judicial, aunque nunca obtuvo respuestas satisfactorias. “La primera denuncia la radicó en la comisaría de la Mujer de Quilmes, a los 3 años de estar juntos, pero no pasó nada”, relató la madre. Aquella denuncia mereció el dictado de medidas de exclusión del hogar y prohibición de acercamiento, que no fueron cumplidas por el violento.

En enero de este año, la víctima realizó una nueva denuncia en la misma comisaría de la Mujer, que derivó en la intervención de la Unidad Funcional de Instrucción n° 10 y el Juzgado de Garantías Nº 3 de Quilmes, por desobediencia, amenazas e infracción a la ley provincial 12569, que define a la violencia familiar como toda acción, omisión, abuso, que afecte la vida, libertad, seguridad personal, dignidad, integridad física, psicológica, sexual, económica o patrimonial, de una persona en el ámbito del grupo familiar, aunque no configure delito. Esa norma establece que “las personas legitimadas para denunciar judicialmente” no tienen la “necesidad del requisito de la convivencia constante”, sino que puede hacerlo todo aquel que “haya tomado conocimiento de los hechos de violencia”.

La urgencia de la nueva presentación ante ATAJO, explicó la madre, obedecía a que su hija carecía de custodia y de botón antipánico, por lo que sus padres temían por su vida, “Ella no se anima a salir a ningún lado, por eso estamos nosotros acá”, refirió.

En su escrito ante la fiscalía, ATAJO solicitó que se dispongan en forma inmediata medias efectivas para hacer cesar el hostigamiento desplegado por el violento, y se proporcionara a la víctima una custodia permanente y el botón antipánico.

Finalmente, y tras esa presentación, los operadores territoriales del Ministerio Público Fiscal se comunicaron desde el ATAJO móvil para conocer el curso de la denuncia, donde fueron informados que el violento había sido detenido y se le había negado la excarcelación, entre otras razones, por registrar antecedentes penales.