09 de diciembre de 2022
09 de diciembre de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Intervino la Fiscalía General N°6 ante los Tribunales Orales en lo Criminal y Correccional
Condenan a 7 años de prisión a un médico que abusó sexualmente de dos jóvenes
Así lo resolvió el Tribunal Oral en lo Criminal N°8 de la Capital Federal. Las víctimas conocían al imputado, quien compartía actividades sociales con su círculo íntimo. El hombre las citaba con la excusa de una entrevista laboral y abusaba de ellas durante la supuesta revisación médica.

En consonancia con lo solicitado por el fiscal Horacio Azzolín –interinamente a cargo de la Fiscalía General N°6 ante los TOC- el Tribunal Oral en lo Criminal y Correccional N°8 de la Capital Federal condenó Alberto Almozny a la pena de 7 años de prisión, accesorias legales y costas, al considerarlo autor de los delitos de abuso sexual simple y abuso sexual agravado por haber sido cometido con acceso carnal, en perjuicio de dos jóvenes.

Ambos hechos tuvieron lugar en 2014. En el primero de ellos, con la excusa de una entrevista para un trabajo de modelo, el imputado citó a la víctima en su domicilio. En un momento, con el pretexto de efectuarle una revisación médica, el hombre le pidió a la chica que se desnudase, le tocó los senos, luego le pidió que se sacara la ropa interior y que se acostara en la cama, tras lo cual el agresor se desvistió y abusó sexualmente de ella.

El segundo hecho tuvo lugar en la vivienda de la víctima, donde el hombre había concurrido para entrevistarla por un supuesto trabajo de modelo. En dicha oportunidad, el acusado manoseó en el pecho a la víctima, que era menor de edad.

Tras denunciar lo ocurrido, una de las jóvenes fue asistida por personal de la Dirección de Orientación, Acompañamiento y Protección a Víctimas (DOVIC) del Ministerio Público Fiscal.

En el debate, el fiscal Azzolín analizó las pruebas producidas y consideró probados los hechos denunciados. Sostuvo que el imputado se valió de los nexos que tenía con distintas personas del círculo íntimo y social de las víctimas para ganarse su confianza.

En su alegato, el representante del Ministerio Público Fiscal indicó que los hechos constituían un abuso sexual porque las víctimas no pudieron brindar un consentimiento libre por el contexto en el que sucedieron  (una entrevista laboral, donde las víctimas buscaban paliar su situación económica –en un caso- y cumplir su sueño de ser modelo y ayudar a parte de su familia –en el otro-). Sostuvo que, pese a que las víctimas no se negaron expresamente, el imputado no pudo haber presumido ese consentimiento justamente porque el contexto de una entrevista de trabajo no es el adecuado y porque, además, una de las víctimas lloró en silencio y corría su cara cuando quería besarla en la boca. El fiscal consideró que las víctimas toleraron, no consintieron, lo sucedido.

En virtud de todo ello, el fiscal solicitó que Almozny fuera condenado a la pena de 7 años de prisión, accesorias legales y costas, como autor penalmente responsable de los delitos de abuso sexual agravado por haber sido cometido con acceso carnal y abuso sexual simple, ambos en concurso real entre sí. La petición de la fiscalía fue receptada por el Tribunal Oral en lo Criminal y Correccional N°8, que dispuso mantener la libertad provisoria del imputado y, a pedido de la fiscalía, le impuso severas reglas de conducta para asegurar su sujeción al proceso, tales como fijar domicilio, comparecer mensualmente ante el Tribunal, abstenerse de mantener cualquier tipo de contacto con las víctimas y la prohibición de salir del país.