05 de diciembre de 2022
05 de diciembre de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Investigación de la Fiscalía Nacional en lo Criminal y Correccional N°60 y la Unidad Fiscal Especializada en Ciberdelincuencia
Detuvieron a cuatro personas acusadas de cometer fraudes con tarjetas de crédito ajenas
Fueron apresadas el pasado miércoles, en las cercanías de una entidad bancaria donde habían ido a retirar el dinero que la firma Prisma les había depositado en virtud de supuestas operaciones efectuadas por los titulares de las tarjetas, quienes habían desconocido los consumos. Hay 8.342 personas damnificadas.

En el marco de la investigación desarrollada por la Fiscalía Nacional en lo Criminal y Correccional N°60 y la Unidad Fiscal Especializada en Ciberdelincuencia (UFECI), a cargo de Cecilia Incardona y Horacio Azzolín, respectivamente, y por orden de la titular del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N°55, Alejandra Allaiud, el pasado miércoles cuatro hombres fueron detenidos, acusados de integrar una asociación ilícita dedicada a efectuar fraudes con tarjetas de crédito. Asimismo, el jueves se allanaron simultáneamente cuatro domicilios donde se incautaron elementos de interés para la investigación.

El caso

Meses atrás la UFECI inició una investigación preliminar en virtud de la denuncia efectuada por la firma de Prisma Medios de Pago (ex Visa Argentina), en la que daba cuenta sobre un posible fraude en su perjuicio. El delito habría sido cometido por las autoridades de una empresa de taxis, quienes habrían cargado en el sistema de Prisma un total de 101.121 transacciones efectuadas con tarjetas de crédito, para que les fueran abonadas. Sin embargo, 8.342 titulares de las tarjetas de crédito cuestionaron y desconocieron esos pagos. El monto de las más de 100 mil transacciones asciende a casi trescientos millones de pesos.

Por otra parte, se estableció que desde la cuenta que la empresa de taxis tenía en el Banco Galicia se transferían montos significativos a otras cuentas registradas a nombre de otras sociedades que, con el devenir de la investigación, se determinó que, al menos, una de ellas era controlada por los investigados. En virtud de ello, la UFECI sugirió el bloqueo preventivo de esas cuentas, que no se alertara a los titulares de estas, y que se dispusieran tareas de seguimiento en las inmediaciones de los bancos con los que operaba la empresa investigada.

En ese marco se advirtió que, días después, quienes figuraban como presidente y apoderado legal de la firma, se presentaron en la sucursal del Banco Galicia para extraer el dinero depositado por Prisma, lo cual no lograron hacer en virtud de los bloqueos preventivos dispuestos.

La UFECI formalizó la denuncia, que recayó en la Fiscalía Criminal y Correccional N°60. En la causa abierta se investiga “la posible existencia de una organización ilícita que podría haber estado y/o estaría detrás de la maniobra denunciada (art. 210 C.P.P.), por la logística necesaria para obtener (probablemente de forma ilícita) los datos de tantas tarjetas de crédito, así como para montar la empresa, cargar los datos simulando ser operaciones legítimas y armar una ingeniería societaria para luego mover el dinero producto del delito entre distintas cuentas que, incluso, posibilitaría su lavado (artículo 303 del Código Penal)”.

Así, los fiscales Cecilia Incardona y Horacio Azzolín le solicitaron a la jueza Alliaud una serie de medidas investigativas, que fueron desarrolladas por la División Fraudes Bancarios de la Policía de la Ciudad y permitieron individualizar a cuatro hombres que integrarían la organización.

Detenciones y allanamientos

A pedido de la fiscalía, la jueza Alliaud ordenó la detención de los cuatro sospechosos, uno de los cuales cuenta con antecedentes por estafas.  Las detenciones se produjeron el 1° de diciembre en las inmediaciones de la sucursal del Banco Galicia, en la localidad bonaerense de Lanús, donde habían concurrido con el fin de destrabar la acreditación de la suma dineraria bloqueada preventivamente por la empresa Prisma S.A. En la oportunidad se secuestró documentación (libros contables, ficheros, cheques, entre otros elementos) que los imputados llevaban en uno de los vehículos utilizados para arribar al lugar.

Asimismo, el pasado 2 de diciembre se allanaron cuatro domicilios relacionados a los imputados, en los que se secuestraron dispositivos informáticos, diferente tipo de documentación, dos Posnet (de Mercado Pago y Prisma Medios de Pago S.A.) y otros elementos de interés para la investigación.