20 de junio de 2024
20 de junio de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
La represión durante el desalojo del 7 de diciembre de 2010
Indoamericano: solicitan el procesamiento de 11 policías federales y de 30 de la Metropolitana
Así lo requirieron los fiscales Abraldes y De Ansó en la investigación del desalojo en el que fallecieron dos personas y cinco resultaron gravemente heridas. Remarcaron la "desorganizada actuación" de los efectivos y la "ausencia de directivas precisas y claras" por parte de los jefes. También pidieron el sobreseimiento de otros 26 policías imputados.

Tras el pedido de indagatoria al ex jefe de la Policia Metropolitana, Eugenio Burzaco, el titular de la Fiscalía Nacional en lo Criminal de Instrucción N°24, Sandro Abraldes, y la fiscal ad-hoc Nuria De Ansó solicitaron a la jueza Mónica Berdión de Crudo el procesamiento de treinta integrantes de la Policía Metropolitana y once de la Policía Federal Argentina, por los hechos suscitados durante el desalojo del Parque Indoamericano, el 7 de diciembre de 2010. Los fiscales también requirieron el sobreseimiento de 27 efectivos de la fuerza porteña.

La presentación de los fiscales se dio en el marco de  la investigación por las muertes de Rossemary Chura Puña y Bernardo Salgueiro y heridas graves en perjuicio de Wilson Ramón Fernández Prieto, José Ronald Meruvia Guzmán, Miguel Ángel Montoya, Jhon Alejandro Duré Mora y Juan Segundo Aráoz, ocurridas durante el desalojo del Parque,

Los fiscales remarcaron la "desorganizada actuación" de los imputados en el operativo e indicaron que “no se debió sólo a la falta de medios para transmitir las ordenes que cabía impartir, sino primordialmente por la ausencia de directivas precisas y claras por parte de quienes estuvieron a cargo de la conducción operacional”.

Los representantes del Ministerio Público Fiscal pidieron procesar a los siguientes miembros de la Policía Metropolitana: Superintendente (r) Miguel Ángel Ciancio, Comisionado Mayor Ricardo Raúl Ferrón, Claudio Enrique Serrano; Comisionados Alfredo Omar Córdoba, Alberto Bonifacio Ojeda, César Enrique Menardi; Inspector Diego Castillo; Inspectores Alejandro Fabián Benítez, Subinspectores Mario Alejandro Barrionuevo, Hugo Zelmar Sánchez, Rubén Antonio Boonstra, Claudio Roberto Maeso, Víctor Germán Petraitis; Pablo Eugenio Crevecoueur, Leonardo Sebastián D’Loreto, Oficiales Mayores Sergio Horacio Iglesias, Juan Carlos Pili; Cergio Melitón Villagra, Christian Alfredo Rodríguez, Ricardo Andrés Picart, Daniel Héctor Oviedo, Hernán Carlos Giuliodori, Mirta Carina Salvo, Daniel Orlando Gutiérrez, Eduardo Dario Garralda, Roberto Eduardo Zunini , y Oficiales Osvaldo Mauricio Viollaz, Leonardo Salvado Pozos, Gustavo Antonio Carreño, José Luis Gómez.

Igual medida requirieron para el Comisario Mayor Hugo Ernesto Lompizano, el Comisario Inspector Juan Antonio Quinteros y el Comisario Emilio Miragaya; y para los  Sargentos Carlos Alejandro Caruso, Mario Enrique Schefer, Aníbal Luis María Rondan, Sargentos Primero Marcos Antonio Torrez Cejas; Oficial Hernán Víctor Rabluklak, Agente Miguel Leonardo Caci y Cabos Primero Luis Daniel Fernández y Daniel Eduardo Fail, todos ellos de la Policía Federal Argentina.

Abraldes y De Ansó dieron por probado que los efectivos policiales se excedieron en sus funciones pues accedieron al Parque “disparando sus escopetas, pese a que el terreno ya estaba despejado pues los manifestantes había salido corriendo ante el primer avance de los carros hidrantes de la PFA”. Los fiscales añadieron que los imputados se enfrentaron con habitantes de la Villa 20, ubicada fuera de los límites del Parque, excediendo así el objeto de la orden judicial, todo lo cual demuestra que actuaron violando la prohibición de ejercer violencia sobre personas.

Por otra parte, se pudo comprobar que “algunos de los integrantes de la Policía Metropolitana sindicados efectuaron disparos de escopeta, utilizando cartuchos antitumulto adulterados mediante la sustitución previa con una posta de plomo” y –tal como surge de archivos fílmicos- muchos vestían de civil y “utilizaron elementos que no habían sido provistos por la agencia policial” -tales como granadas de humo o gas lacrimógeno-, por lo que la fiscalía concluye que “cada quien pudo ser libre de llevar su propia cartuchería”, evidenciando “la defectuosa estructuración y ejecución del desalojo en el plano policial”.

En la requisitoria, los fiscales concluyeron que “los jefes policiales imputados, deben responder por lo actuado por la fuerza de seguridad que estrictamente integraban, pero en caso de los jefes de la agencia federal, también deberán hacerlo por la actuación de la Policía Metropolitana en razón de que la Policía Federal Argentina fue quien tuvo a su cargo la implementación del operativo”.

Sobreseimientos y nueva investigación
Abraldes y De Ansó también pidieron el sobreseimiento de 27 efectivos de la Policía Metropolitana que –si bien participaron del operativo de desalojo- no utilizaron armas ni ejercieron violencia sobre las víctimas.  Se trata del Comisionado Osvaldo Oscar Masulli; Inspector Sebastián Farah; Subinspectores Diego Hernán Taddeo, Pablo Andrés Subiza; Oficial Mayor Matías Ezequiel Bailatte, y los oficiales Luis Daniel Balor, Alejandro Ramón González, Rodolfo Gustavo Magrassi, Jesica Elizabeth Vázquez, Javier Andrés Masmann, Omar Alfredo Chamorro, Raúl Alberto Solís, Rubén Alberto Rende, Hernán Guillermo Fantín, Jorge Alberto Smith, Luis Dante Mateo, José Francisco Reynoso, Gabriel Heriberto Pereira de la Rosa, Alberto Javier López, Walter Ariel Mendoza, Gustavo Héctor Martínez, Diego Jesús Álvarez, José Gernán Ponce, Gabriel Gustavo Canavide, Diego José Guevara y Miguel Fernando Pantoja.

Por otra parte, los fiscales requirieron que se investigue sí el Comisario Rubén Valentín Miño, y a los Subcomisarios Gabriel Horacio Schonta Petrocchi (pasado a disponibilidad) y Alejandro José Mesiano (los tres de la PFA) incurrieron en falso testimonio en sus declaraciones bajo juramento.