27 de mayo de 2022
27 de mayo de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Interviene la Fiscalía Federal N°1 de esa jurisdicción
Lomas de Zamora: pidieron juzgar a un hombre por secuestro extorsivo, robo agravado, resistencia a la autoridad y lesiones
El Ministerio Público Fiscal requirió la elevación a juicio de un joven de 23 años, acusado de integrar un grupo que cometió un secuestro en Lanús, en mayo de 2016. Además, habría intentado darse a la fuga y agredido al personal policial durante el procedimiento que culminó con su detención el año pasado.
El fiscal federal Leonel Gómez Barbella solicitó que un joven sea enviado a juicio oral, acusado de ser parte de una banda que cometió un secuestro extorsivo en mayo de 2016 en Lanús. El imputado fue detenido en julio del año pasado, ocasión en la que se habría resistido e intentado escapar, lo que motivó que el Ministerio Público Fiscal le endilgue también los delitos de resistencia a la autoridad y lesiones leves, entre otros.
Al requerirle la elevación a juicio al Juzgado Federal N°2 de Lomas de Zamora, el representante del MPF señaló que el secuestro ocurrió durante la madrugada del sábado 14 de mayo de 2016. Una pareja y el padre de la mujer circulaban a bordo de un Audi A3 cuando fueron interceptados por al menos cinco hombres que se desplazaban en un Peugeot 308, armados con una pistola y una escopeta, en el cruce de las calles Oncativo y Tucumán. El hombre y la mujer fueron liberados luego de evaluar la posibilidad de entrar a su casa, pero el padre fue mantenido cautivo.
Tras acordarse el pago de diez mil pesos y un reloj "Hublot" color negro, edición limitada "Diego Maradona", en concepto de rescate, la entrega se realizó a las 2:50 de la madrugada en la Av. Hipólito Yrigoyen  y la calle 20 de Octubre. La víctima fue liberada en el barrio San José de Temperley cerca de las 4 de la mañana. En el ínterin, el acusado junto a otros sujetos se habrían apoderado además de varias pertenencias de los damnificados.
Durante el transcurso del hecho se dio intervención a la División Operativa Central de la Policía Federal Argentina, de manera que la pesquisa estuvo en cabeza del MPF desde su inicio: se ordenaron diversas medidas de investigación urgentes como la intervención telefónica de los abonados de las víctimas -mensajes de texto y llamados-, datos del GPS que pudieren registrar los celulares, mensajes de la aplicación WhatsApp y la confección de un listado de llamadas entrantes y salientes, entre otras. Además, la entrega del dinero y el reloj se realizó de manera controlada por personal policial. El botín fue recogido por dos personas a bordo de una moto sin identificación. La víctima declaró que estuvo encerrada durante más de dos horas en el baúl del auto, y la pesquisa constató que estuvo estacionado en Monte Chingolo mientras se realizaba una fiesta.
El fiscal recordó en el escrito que las medidas de prueba arrojaron una huella correspondiente al imputado en el Peugeot 308, que fue hallado horas después del hecho. El auto tenía un pedido de secuestro por un robo cometido en Quilmes y una patente colocada con un dominio distinto al original.
Detención y calificación legal
Gómez Barbella, a cargo de la Fiscalía Federal N°1, agregó además que el acusado se habría resistido a su detención, concretada el 27 de julio del año pasado en el cruce de la Av. Donato Álvarez con la calle Coronel Méndez, en Monte Chingolo. De acuerdo a la acusación, durante el procedimiento se le dio la voz de alto cuando estaba en un auto, pero no fue acatada y se produjo “una breve persecución”.  “Allí intentó dar marcha atrás sobre el rodado en el que escapaba, colisionando con otro vehículo que allí se encontraba”, detalló el escrito: ya encontrándose con custodia policial, arribaron “varios sujetos con el fin de liberarlo mediante agresiones al personal y daños al móvil policial no identificable”, y el propio imputado habría intentado bajarse del auto propinando golpes y forcejeos con los agentes policiales, lo que les produjo lesiones calificadas como leves.
“A consideración de este Ministerio Público Fiscal (…) deberá responder como coautor penalmente responsable del delito de secuestro extorsivo agravado por la cantidad de intervinientes y por haberse logrado el cometido del cobro del rescate, y de robo agravado por el uso de armas de fuego y por haberse cometido en lugar poblado y en banda, los que concurren entre sí de modo ideal”, indicó el dictamen. “Ello a su vez, en concurso real con el delito de resistencia a la autoridad, el que concurre idealmente con el delito de lesiones leves”, agregó la pieza acusatoria.
Finalmente, el fiscal pidió la extracción de testimonios para investigar por separado e identificar a las otras personas que habrían intervenido durante la detención del acusado “con el sólo efecto de propiciar la escapatoria”, incluso generando daños en el móvil policial no identificable.