08 de febrero de 2023
08 de febrero de 2023 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
También está involucrado un ex policía de la fuerza provincial
Piden elevar a juicio la causa por narcotráfico y connivencia policial en Santa Fe
Lo solicitó el fiscal federal Walter Rodríguez. Entre los imputados se encuentra el ex Jefe de la Policía provincial, Hugo Tognoli. Se lo acusa de ayudar a otro imputado a eludir las investigaciones en su contra por comercializar estupefacientes y por coaccionar a una testigo para que retire sus denuncias.

El fiscal federal de Santa Fe, Walter Rodríguez, pidió la elevación a juicio de la investigación por narcotráfico y connivencia policial que lleva adelante.

Los imputados son Hugo Tognoli -ex Director de la Dirección General de Prevención y Control de Adicciones y posteriormente Jefe de la Policía de Santa Fe-, Mauricio Santiago Otaduy -ex policía de la fuerza provincial- y Daniel Francisco Mendoza, quien está acusado de comercializar estupefacientes.

En el caso de Tognoli, el fiscal le imputa haber ayudado a Mendoza a eludir investigaciones judiciales en su contra respecto de la comercialización de estupefacientes “con evidente ánimo de lucro y dada su condición de Director de la Dirección General de Prevención y Control de Adicciones y luego Jefe de la Policía de Santa Fe”. Tanto a Tognoli como a Otaduy y a Mendoza se les imputa haber coaccionado de forma organizada a una de las testigos con el fin de que se desdiga de las denuncias que había formulado contra Tognoli.

Para Rodríguez, se encuentra  probado que Tognoli tenía plena noción de la actividad ilegal que Mendoza llevaba a cabo “pudiendo así de manera discrecional y a beneficio propio, debilitar toda investigación en la cual estuviera sospechado este último, tal como en la práctica sucedió”.

En conclusión, sostiene el fiscal, “Hugo Damián Tognoli ayudó a Daniel Francisco Mendoza a eludir investigaciones del Poder Judicial y Ministerio Público -al menos- en las dos oportunidades constatadas en estas actuaciones, constituyéndose el mencionado imputado en un engranaje de jerarquía superior que decidía los designios de una compleja estructura dinámica y subrepticia generadora de beneficios económicos de dificultosa cuantificación y destino, atento a las ganancias exponenciales derivadas del tráfico de drogas que son de público y notorio conocimiento”.

Respecto de las restantes imputaciones, el fiscal consideró que las conductas que se les reprochan son contrarias al ordenamiento jurídico y se encuentran acreditadas para poder pasar a la etapa de juicio.