03 de febrero de 2023
03 de febrero de 2023 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Interviene el fiscal federal Leonel Gómez Barbella
Pidieron juzgar a dos hombres por el secuestro extorsivo de una pareja en Temperley
Las víctimas fueron interceptadas cuando abandonaban un domicilio. El pago del rescate fue monitoreado por la Policía y uno de los captores fue detenido tras una persecución. El otro imputado se presentó luego en la Comisaría, alegando haber sufrido el robo de su auto, y también fue aprehendido.

El fiscal federal Leonel Gómez Barbella solicitó la elevación a juicio de dos hombres acusados de participar, en septiembre del año pasado, en el secuestro extorsivo de una pareja en la localidad de Temperley, que fue liberada tras el pago de un rescate. El pedido del representante del Ministerio Público Fiscal incluye también que los acusados sean juzgados por los delitos de robo agravado, y respecto de uno de ellos, por el abuso de armas de fuego y resistencia a la autoridad en el que habría incurrido tras la persecución policial.

El pedido de Gómez Barbella al Juzgado Federal Criminal y Correccional N°2 de Lomas de Zamora se produjo tras la valoración de los 60 elementos de prueba reunidos durante la investigación. El fiscal consideró acreditado que el 12 de septiembre del año pasado, alrededor de las 19, las víctimas se retiraban de una vivienda ubicada en la calle Avellaneda al 1400 a bordo de un VW Bora, cuando fueron interceptados por otro auto -un Chevrolet Corsa- del que descendieron cuatro hombres que portaban armas de fuego y los abordaron en su propio auto. Tras recorrer unas cuadras, el hombre fue trasladado al Corsa.

Los secuestradores comenzaron a comunicarse telefónicamente con el hijo de la pareja para exigirle el dinero a cambio de la liberación. El joven logró reunir más de 30 mil pesos y objetos de valor, que dejó a bordo de un Ford Ka en el cruce de las calles Tunuyán y Terrada. Finalmente, su padre y madre fueron liberados cerca de las 23:30 sobre la calle Capello al 1800, en Banfield.

Persecución y detenciones

Como el joven se había contactado con la DDI de Lomas de Zamora mientras el secuestro se encontraba en curso, el pago y cobro del dinero estaba siendo monitoreado. El auto en el que el hijo había dejado el dinero fue controlado hasta que aparecieron otros dos vehículos -un Corsa, que sería el mismo usado en el rapto-,  y un Ford Focus. Los policías dieron la orden de alto y los autos se dieron a la fuga mientras desde su interior se realizaban disparos, lo que originó una persecución hasta Villa Fiorito, donde los vehículos fueron interceptados y uno de sus ocupantes detenido.

Por otro lado, siendo las 2:40 de la madrugada del 13 de septiembre, un hombre de nacionalidad paraguaya se presentó en la DDI de Lomas alegando que le habían robado el auto -un Ford Focus gris- y todas sus pertenencias en Ingeniero Budge. Sin embargo, su relato fue inconsistente: tenía consigo 1100 pesos y dólares y ni siquiera recordaba la patente del auto. Terminó detenido. La pesquisa determinó que la numeración de los billetes era coincidente con los identificados como parte del pago del rescate.

La pareja reconoció a los imputados en rueda de reconocimiento. Asimismo, las versiones brindadas por aquellos en el marco de sus declaraciones indagatorias -haber sido víctima del robo de su auto y poseer el dinero marcado por la venta de un equipo de música, según el caso- fueron desacreditadas a partir de las medidas desplegadas por la Fiscalía.

Calificación legal

Gómez Barbella consideró que los dos imputados deberán responder como “coautores penalmente responsables del delito de secuestro extorsivo agravado por la cantidad de intervinientes y por haberse logrado el cometido del cobro del rescate, y de robo agravado por el uso de armas de fuego y haberse cometido en lugar poblado y en banda”, ello en concurso ideal.

Además, indicó que uno de ellos deberá ser juzgado además por haber efectuado disparos “en circunstancias que implicaron un medio idóneo para causar un peligro común, por haberse realizado contra miembros de las fuerzas policiales y para procurar su impunidad con relación al delito primero endilgado”.