09 de diciembre de 2019
09 de diciembre de 2019 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
El pedido fue firmado por la Fiscalía Federal Nº2 y la UFESE
Solicitaron enjuiciar a tres hombres y una mujer por un secuestro extorsivo
Los imputados estarían vinculados a la barrabrava del Club Platense y se los acusa de privar ilegalmente de su libertad a una joven en las inmediaciones del barrio Mitre. El hecho ocurrió el 29 de abril de 2018.

El titular de la Fiscalía Federal Nº2, Carlos Rívolo, y el fiscal a cargo de la Unidad Fiscal Especializada en Secuestros Extorsivos (UFESE), Santiago Marquevich, solicitaron al juez federal Luis Rodríguez la elevación a juicio de tres hombres y una mujer por el secuestro extorsivo agravado de una joven -hija de un hombre condenado por narcotráfico- ocurrido el 29 de abril de 2018 en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Los imputados tendrían vinculaciones con la barrabrava del Club Platense.

Producto de un trabajo conjunto, los representantes del Ministerio Público Fiscal acusaron a los cinco imputados por el delito de secuestro extorsivo agravado por haberse cobrado rescate, verificada la participación de más de tres personas en el hecho y por haberse cometido con violencia e intimidación con la utilización de armas de fuego.

Para la Fiscalía existen en el expediente pruebas suficientes que acreditan que los tres hombres privaron ilegítimamente de la libertad a una joven, quien fue “sustraída, retenida y ocultada” el 29 de abril de 2018, en horas de la noche, hasta el día siguiente por la mañana cuando fue liberada. En el secuestro, además, participó una mujer, quien aportó la información necesaria para poder llevar adelante el hecho. La imputada brindó “información precisa, concreta e indispensable sobre los movimientos de la víctima y su grupo familiar, a quienes conocía previamente”.

Para la Fiscalía existen en el expediente pruebas suficientes que acreditan que los tres hombres privaron ilegítimamente de la libertad a la joven.

Respaldo probatorio

La Fiscalía basó su pedido de elevación a juicio, entre otros varios argumentos, en el respaldo probatorio que brindó la investigación realizada por el personal de la División Unidad Operativa Central de la Policía Federal Argentina (PFA), que permitió identificar a todos los imputados como responsables del hecho ilícito que se estudia. Dicha oficina policial analizó las comunicaciones y los perfiles de redes sociales de los sospechosos, lo que permitió, en enero del corriente año, identificar a los imputados y al MPF solicitar su procesamiento con prisión preventiva.

“La copiosa prueba indiciaria obrante en el legajo adquiere un valor fundamental, además de concordante con el resto de los elementos colectados a lo largo de la instrucción del sumario. Y si se argumentara que tales elementos de juicio, poseen un valor indiciario relativo, ello podrá ser así si fueran tomados en forma aislada, pero evaluados en conjunto -sana crítica mediante- conforman un cuadro de presunción idóneo para formar convicción acerca de la efectiva y primaria participación y responsabilidad de los sindicados en el hecho de autos”, señala el requerimiento de elevación a juicio. Así, para el MPF quedó debidamente verificada la participación de los imputados en la planificación, sustracción, retención y ocultamiento de la víctima, para obtenerse rescate habiendo consumado el hecho.

"Dos millones de pesos o la droga"

El 29 de abril de 2018, alrededor de las 20.45 hs, la víctima llegó a bordo de una camioneta Ford Ecosport a la casa de su padre, en el barrio porteño de Flores. Mientras estacionaba apareció un Volkswagen Golf, del que descendieron tres hombres armados y, tras forcejear con ella y golpearla, la obligaron a subir al auto para huir del lugar.

Los captores se comunicaron con el padre de la joven -quien cumple prisión domiciliaria por una condena de seis años por tráfico de estupefacientes-, a quien le exigieron “dos millones de pesos o la droga”, a cambio de su liberación. Luego de varias negociaciones acordaron el pago de 297.000 pesos, los cuales fueron entregados por la madre y la hermana de la víctima, en las inmediaciones de Villa Santa Rita, Boulogne, provincia de Buenos Aires. Finalmente, en la madrugada del 30 de abril la joven fue liberada cerca del Shopping Unicenter de Martínez.

Extracción de testimonios

En el marco del acta labrada en diciembre de 2018 por un comisario, jefe de la División Operativa Central de la PFA, en ocasión de presentarse en las inmediaciones del Barrio Mitre, donde dio cumplimiento a detenciones y allanamientos, la Fiscalía requirió la extracción de testimonios ya que se vislumbró la posible comisión de una multiplicidad de delitos, que si bien no forman parte del objeto procesal de la presente causa ,"merecen –indudablemente- el inicio de una investigación a los fines de identificar a sus responsables”.