26 de febrero de 2024
26 de febrero de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
A raíz de una acción coordinada entre los fiscales de la provincia y de Casación
Chaco: harán nuevos peritajes médicos para decidir si corresponde la domiciliaria al ex juez Córdoba
El máximo tribunal penal ordenó la realización de estudios médicos al ex magistrado federal, imputado por crímenes de lesa humanidad y preso actualmente en su casa. Fue consecuencia de que la fiscalía le advirtió al tribunal que su decisión iba a estar basada en controvertidos exámenes de hace casi un año.

La Cámara Federal de Casación Penal hizo lugar al pedido de la fiscal General Gabriela Baigún y le ordenó a la Cámara Federal de Resistencia que dispusiera la realización de "un informe médico integral por medio del Cuerpo Médico de Peritos de la Corte Suprema de Justicia de la Nación" para evaluar la salud del ex juez Federal chaqueño, Luis Ángel Córdoba, de 76 años. La Fiscalía para había solicitado que el imputado, que goza de prisión domiciliaria, vuelva a la cárcel. La decisión del máximo tribunal penal incluye la consulta al director del Hospital Penitenciario del complejo carcelario de Ezeiza para que "informe si aquella institución cuenta con los medios necesarios para cubrir las enfermedades" del acusado.

Córdoba -que padecería una enfermedad pulmonar- fue beneficiado en diciembre pasado por el juez federal de Resistencia, Carlos Skidelski, con esa modalidad de detención, que cumple en su domicilio situado en un distrito del Gran Buenos Aires, en una decisión que fue cuestionada y apelada por los fiscales de la Unidad que interviene en crímenes de lesa humanidad.

En las diferentes instancias, los representantes del Ministerio Público Patricio Sabadini, Federico Carniel y Carlos Amad cuestionaron los informes médicos en los que se basó el Cuerpo Médico Forense para dictaminar a favor de la decisión de Skidelski. Al apelar la resolución de primera instancia, Sabadini remarcó que el complejo de Ezeiza "tendrá una atención mucho más completa que lo que pudiera tener en su domicilio" y que su ubicación geográfica era un punto "complementario en lo que hace a la cercanía con su familia, cuestión reclamada por el propio Córdoba".

La decisión es trascendente porque ahora la Cámara de Casación podrá decidir sobre si corresponde o no el beneficio en base a nuevos informes médicos, dado que los últimos peritajes cuestionados datan de hace casi un año: fueron labrados el 13 de noviembre de 2013. "Todos los estudios médicos fueron llevados a cabo por instituciones privadas y médicos particulares y luego valorados por el médico del Cuerpo Médico Forense sin practicar estudio presencial alguno sobre Córdoba", indicó Baigún en su pedido ante la Cámara de Casación.

La resolución dictada ayer por la tarde por Casación, mediante un decreto del presidente de la Sala IV, Gustavo Hornos, es el resultado de un trabajo coordinado entre Baigún y el fiscal General de Resistencia, Amad.

La representante del MPF ante Casación había pedido la suspensión de la audiencia y la realización de nuevos estudios de salud, pero los jueces de ese tribunal le habían denegado el pedido y fijaron la fecha de ayer para resolver.

Entretanto, Amad requirió a la jueza subrogrante de Skidelski, Estela Marinich, la realización de estudios médicos sobre el imputado. El fiscal indicó en su pedido que el Ministerio Público se encontraba interesado en la "salud y evolución del encartado", pues se trata de un imputado por crímenes de lesa humanidad que está próximo a ser juzgado en proceso oral y público, luego de un largo trabajo para someterlo a proceso.

La jueza chaqueña hizo lugar al pedido y el domingo pasado una médica de la Policía de Seguridad Aeroportuaria visitó el domicilio de Córdoba. Amad remitió el nuevo informe médico a su par de Casación. La constancia sobre el estado de salud no indicaba si el acusado estaba en condiciones de cumplir la prisión en la cárcel.

Esa circunstancia ayudó a la fiscal Baigún para pedir por segunda vez al tribunal la suspensión de la audiencia para decidir sobre la domiciliaria del imputado, que estaba prevista para este miércoles. Fue recién en ese contexto que los jueces reconsideraron el pedido de Baigún basado en los informes recientes ordenados por la jueza chaqueña, suspendió la audiencia y requirió que el Cuerpo Médico Forense realice la revisión de Córdoba y que el director del hospital penitenciario informe si cuenta con las condiciones para alojarlo.