15 de junio de 2024
15 de junio de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
El Tribunal Oral de Jujuy aceptó la ampliación del requerimiento fiscal
Jujuy: amplían durante un juicio oral las imputaciones a un ex militar y cuatro ex penitenciarios
Lo pidió la fiscalía como consecuencia de las pruebas incorporadas durante el debate que indaga sobre la relación del Servicio Penitenciario local en la represión ilegal. La resolución recayó sobre el ex jefe de esa repartición y cuatro ex guardiacárceles por privación ilegal de la libertad, aplicación de tormentos y homicidio calificado.

El Tribunal Oral Federal de Jujuy, integrado por Fátima Ruiz López, Daniel Morín y Federico Díaz, hizo lugar a la ampliación de las imputaciones impulsada por la fiscalía contra un ex militar y cuatro ex penitenciarios acusados de los delitos de privación ilegítima de la libertad, aplicación de tormentos y homicidio calificado en perjuicio de siete víctimas.

Los imputados a quienes afectó esta resolución son el ex oficial del Ejército y ex interventor del Servicio Penitenciario provincial, Antonio Orlando Vargas, y a los ex guardia cárceles Carlos Alberto Ortiz, Orlando Ricardo Ortiz, Mario Marcelo Gutiérrez y Herminio Zárate.

La medida se dio en el marco del segundo juicio por crímenes de lesa humanidad que se lleva a cabo en Jujuy, que se inició en septiembre del año pasado. El debate indaga sobre rol del Servicio Penitenciario provincial durante la represión ilegal y está dirigido a establecer la responsabilidad de siete imputados, entre los que se encuentra el ex jefe del III Cuerpo del Ejército, Luciano Benjamín Menéndez.

Durante el debate, el fiscal Pablo Pellazo consideró que la nueva prueba producida en el juicio, relativa a la perpetración, modo y concreción de los hechos delictivos que se investigan, "permite, sin que pueda caber duda alguna, vincular la privación ilegítima de la libertad y aplicación de tormentos a Dominga Álvarez de Scurta, Osvaldo José Gregorio Giribaldi, Jaime Rafael Lara Torrez, María Alicia del Valle Ranzoni, Juana Francisca Torres Cabrera, Pedro Eduardo Torres Cabrera y Jorge Ernesto Turk Llapur con el posterior traslado y muerte de los mismos".

Y aseguró que de las pruebas colectadas durante la etapa oral se ha acreditado que los imputados eran quienes estaban a cargo de los “detenidos políticos” en la cárcel de Villa Gorriti, bajo el mando de Vargas. Por ese motivo, el ex militar, que había llegado a juicio oral acusados por las privaciones ilegales de la libertad de esas víctimas, ahora también deberá responder por sus homicidios.

Asimismo, indicó que los penitenciarios imputados Ricardo Orlando Ortiz, Mario Marcelo Gutiérrez y Herminio Zarate pertenecían al Área Militar 323, ámbito donde actuaban bajo las órdenes de los oficiales de inteligencia Rafael Braga, José Eduardo Bulgheroni y Juan Carlos Jones Tamayo en otros lugares de detención como lo fue el Regimiento de Infantería de Montaña N° 20, y operando con grupos que tenían base operacional en la Central de Policía, al mando del comisario Ernesto Jaig.

En ese sentido, el fiscal sostuvo que hay pruebas suficientes que demuestran que Carlos Alberto Ortíz, Orlando Ricardo Ortíz, Mario Marcelo Gutierréz y Herminio Zárate "no eran simples guardia cárceles que cumplían sus funciones como tales, sino que actuaban bajo las órdenes del personal militar del Área 323, lo cual en el caso de los tres últimos se encuentra consignado en sus legajos, y que además los nombrados fueron quienes teniendo pleno conocimiento de esa circunstancia realizaron el ultimo traslado de las víctimas conforme lo demuestran los nuevos testimonios".

Por otra parte, el fiscal Pelazzo hizo hincapié en los testimonios del personal penitenciario convocado a declarar en el debate y remarcó una “curiosa contradicción”, ya que todos dijeron no “recordar” ” o “no ver” absolutamente nada, pero "claramente señalaron a los imputados como aquellos que estaban a cargo de los detenidos políticos, realizaban traslados, secuestros, hacían inteligencia, y tenían acceso al pabellón de mujeres".

Además, Pelazzo también señaló el caso de los testimonios de ex agentes penitenciarios, que en una posición intermedia si bien dijeron no haber visto nada, reconocieron en los imputados una posición de superioridad y poder dentro del penal.