20 de abril de 2021
20 de abril de 2021 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Coordinada por la Fiscalía Federal N°2 de Morón e integrada por autoridades nacionales, provinciales y municipales
Se reunió la Mesa Interinstitucional para la recuperación del Sitio Histórico RIBA en Morón
Sus integrantes apuntan a constituir al ex centro clandestino como un sitio de memoria y a que adquiera valor comunitario mediante la instalación de áreas de servicios ciudadanos y restitución de derechos relacionados con la identidad, la atención a víctimas y la temática de género. El espacio había sufrido un hecho vandálico en 2019.

La segunda Mesa de Trabajo convocada por la Fiscalía Federal n° 2 de Morón, a cargo de Mariela Labozzetta, se reunió ayer para avanzar en la coordinación del proyecto de recuperación, restauración y puesta en valor del Ex Centro Clandestino de Detención Regional de Inteligencia Buenos Aires (RIBA), ubicado en la localidad de Morón, cuyos integrantes consideraron como una deuda pendiente con la sociedad y las víctimas del terrorismo de Estado.

La RIBA era un espacio de coordinación logística de la represión ilegal cometida en nuestro país durante la última dictadura cívico-militar, que abarcó la zona oeste del conurbano (Subzona XVI). Su importancia como Sitio Histórico radica en que ha sido objeto de prueba en la causa en la que se investigó la desaparición de Patricia Roisinblit y la apropiación de su hijo, Guillermo Pérez Roisinblit, nacido en cautiverio en la Ex ESMA y hoy nieto recuperado.

El caso ante la Fiscalía Federal N°2 de Morón se inició a raíz de un hecho vandálico cometido en  2019 en el lugar, que a raíz del estado de deterioro y abandono en que se encontraba, fue intrusado y prendido fuego. El proceso penal desarrollado a partir de dicho suceso sentó las bases para la conformación de la Mesa de Trabajo en la que participan diferentes áreas de los Estados nacional, provincial y municipal, y que tiene por objeto la adopción de medidas para su restauración, recuperación y puesta en valor.

Durante el encuentro se trabajaron aspectos vinculados a las gestiones necesarias para la asignación definitiva del inmueble, la elaboración de un proyecto de obra y el destino institucional que se le dará al lugar, para lograr que se constituya como un sitio de memoria y a la vez adquiera un valor comunitario mediante la instalación de áreas de servicios ciudadanos y restitución de derechos relacionados con la identidad, la atención a víctimas y la temática de género. Todas las partes llegaron a un acuerdo para en lo inmediato avanzar en los pasos pendientes.

El encuentro –que tuvo lugar en la sede de “Mansión Seré”– fue coordinado por la fiscala Labozzetta, quien estuvo acompañada por el juez del caso, a cargo del Juzgado Federal Nº 3 de Morón, Elpidio Portocarrero Tezanos Pintos. Participaron, por parte del Municipio de Morón, el jefe de Gabinete Hernán Sabatella, la secretaria de Mujeres, Géneros, Diversidad y Derechos Humanos, Cintia Frias y la directora de Derechos Humanos, Bibiana Gómez Cabrera. También participaron Pablo Giorno, de la Dirección de Sitios y Espacios de Memoria de la Provincia de Buenos Aires; Lorena Battistiol, directora de Sitios de Memoria de la Nación; Mariana Maurer, del Ministerio de Defensa de la Nación y Pablo Lachner, abogado patrocinante de Abuelas de Plaza de Mayo que acompaña a Guillermo Rodolfo Pérez Roisinblit. Finalmente, acompañaron a las autoridades judiciales el secretario del Juzgado interviniente, Pablo Acosta, junto a la secretaría Carla Siciliano y Juan Manuel Jacinto, de la Fiscalía Federal Nº 2 de Morón.

La RIBA es considerada Sitio de Memoria conforme el artículo 1 de la ley 26691 de preservación, señalización y difusión de sitios, así como por su decreto reglamentario Nº 1986 y la ley provincial 13.584 que coloca en cabeza del Poder Ejecutivo la obligación de arbitrar los medios necesarios para la preservación de los lugares que funcionaron como centros clandestinos de detención durante la última dictadura militar.