18 de junio de 2024
18 de junio de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
La fiscal Guillermina García Padín encabeza la Unidad Fiscal
UFEP: el 38% de los detenidos en la zona metropolitana tiene sentencia firme
La Unidad Fiscal de Ejecución Penal controla la situación procesal e individual de las 2783 personas detenidas bajo su competencia, 50% de las cuales se encuentran alojadas en unidades del Servicio Penitenciario Federal ubicadas en el área metropolitana.

La Unidad Fiscal de Ejecución Penal presentó esta semana un informe en el cual se analizan las condiciones bajo las cuales se ejecutan las penas de prisión de efectivo cumplimiento dictadas por los tribunales con asiento en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. El documento señala que hasta agosto de este año, de los 10.597 detenidos alojados en establecimientos bajo la órbita del Servicio Penitenciario Federal, sólo un 38% tenían condena firme. Del total de 4118 personas condenadas, aproximadamente un 70% se encuentran bajo control de la UFEP, cuya función es supervisar las sentencias condenatorias firmes dictadas por los 30 tribunales Orales en lo Criminal y Correccional, los tres tribunales de Menores, los 14 juzgados Correccionales y los tres tribunales en lo Penal Económico de la Capital Federal.

La UFEP controla la situación procesal e individual de las 2783 personas detenidas bajo su competencia, 50% de las cuales se encuentran alojadas en unidades del Servicio Penitenciario Federal ubicadas en el área metropolitana, entre las cuales se destacan los Complejos de Ezeiza, Marcos Paz y Devoto. Según el informe, el 95% de los detenidos con condena firme son hombres.

Si se hace hincapié en las edades de los personas, un 59% de los condenados tiene entre 31 y 50 años. Un 15% pertenece al segmento de jóvenes adultos (hasta los 23 años), mientras que un 16% tiene entre 24 y 30 años. Finalmente, sólo un 9% es mayor de 50 años. Con respecto a la nacionalidad, en el 86% de los casos los condenados son argentinos.

El trabajo realizado indica que el 67% de los individuos cometieron delitos contra la propiedad, es decir, robos, hurtos o estafas. Por su parte, un 9% fueron condenados por delitos contra la integridad sexual, mientras que un 8% recibieron una condena por haber cometido alguno de los delitos ubicados en el título de los “Delitos contra las personas” (homicidio, lesiones).

El informe analiza también la duración de la penas de prisión: en el 45% de los casos se trata de una condena menor a cinco años de prisión, mientras que un 38% de las personas recibieron una pena que oscila entre los cinco y los quince años de cárcel. Las prisiones perpetuas representan un 4% del total de casos supervisados por la UFEP. El 12 % restante cumple una condena superior a los 15 años de prisión.

Con respecto a los antecedentes de los condenados, el 60% cumple su primera condena en prisión y el 19% es reincidente, lo que en este segundo supuesto implica que se trata de personas que en una anterior condena ya cumplida, ejecutaron pena en calidad de condenadas. El 21% restante reviste la condición de reiterante, categoría esta que se ubica en el medio de las ya mencionadas, y a la cual se puede arribar en base a supuestos de hecho diferentes: puede tratarse de una persona que fue condenada a una pena de ejecución condicional, o respecto de la cual se aplicó el instituto de unificación previsto en el artículo 58 del Código Penal.