29 de enero de 2023
29 de enero de 2023 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Está acusado de trabajo esclavo en uno de sus campos
El fiscal Colombo sugirió que Ramón Puerta sea citado a indagatoria
El ex gobernador y actual diputado está acusado de explotación laboral, que habría realizado a través de la tercerización de la producción yerbatera en un predio de su propiedad por parte de una empresa que él mismo integra.

El titular de la Procuraduría de Trata y Explotación de Personas (protex), Marcelo Colombo, solicitó a la Fiscalía Federal de Posadas, interinamente a cargo de Jorge Horacio Campitelli, el llamado a indagatoria del ex gobernador y actual diputado nacional Ramón Puerta, denunciado por explotación laboral en uno de sus campos. Se trata de un predio ubicado en la localidad de Parada Leis, a pocos kilómetros de la ciudad de Posadas, dedicado a la explotación de yerba mate.

En el escrito, el representante del Ministerio Público explicó que el dirigente y empresario está acusado de haber explotado al menos a 61 trabajadores -entre ellos, seis menores de edad- durante enero de 2014. Las víctimas habrían sido captadas en diferentes puntos del interior del país mediante engaños y falsas promesas y trasladados en un camión de carga hasta el campo donde habrían sido explotados laboralmente. Además, el fiscal solicitó la indagatoria de otras siete personas, acusadas de haber participado en la cadena de explotación.

En su escrito, Colombo detalló que en el predio, “los trabajadores que se desempeñaron en el corte, quiebra, traslado y carga de la yerba mate fueron sometidos a prolongadas jornadas de trabajo que se desarrollaban en extremas condiciones de salubridad, seguridad e higiene, sin inscripción laboral previa y sin percibir remuneración o percibiéndola en una proporción muy inferior al mínimo legal establecido para el rubro o actividad en cuestión”. Además, las víctimas no contaban con las herramientas necesarias para realizar las tareas, no se les proveían alimentos (por el contrario, se les cobraba a precios superiores al de mercado por el almacén administrado por otro de los imputados) y dormían en lonas que eran levantadas a la intemperie, que tambièn eran alquiladas o descontadas de los haberes, “para aquellos casos en donde algún haber fue abonado”.

Por otro lado, el titular de Protex indicó que las personas habrían sido alojadas durante toda la semana y fines de semanas en el mismo predio, habrían dormido sobre colchones en la tierra, sin agua potable ni energía eléctrica y sin ningún tipo de asistencia en caso de emergencias médicas y/o sanitarias.

Asimismo, sostuvo que “los trabajadores debieron permanecer en el lugar sin la posibilidad de regresar a sus hogares ni de retirarse del lugar ya que se encontraban a diez u once kilómetros de la ruta más cercana”, y no contaban con el dinero necesario para hacerlo ni con el permiso de sus empleadores.

El campo pertenece al ex gobernador Puerta quien, a su vez, es socio de la Yerbatera Misiones SRL. El actual diputado "habría cedido el uso de ese inmueble exclusivamente para la actividad agrícola yerbatera, obteniendo como contraprestación un diez por ciento del total de la yerba mate ya canchada obtenida de la explotación de ese campo". Para eso, la empresa habría contratado a Sergio Poliszczuk, otro de los acusados, quién a su vez firmó distintos contratos de locación de servicios con otros cuadrilleros, quienes habrían sido los responsables de la captación, transporte y explotación de las víctimas.

Ramón Puerta “fue beneficiario económico  –junto a sus otros socios-  de la producción de esa yerba, una vez agotadas las diferentes etapas de producción”, detalló Colombo y agregó: "El ciclo productivo de esa yerba, se programó y decidió desde Yerbatera Misiones SRL, desde allí se dispuso de toda la ingeniaría de contrataciones, sub contrataciones y arrendamientos rurales, para su materialización”.

Pruebas reunidas

Colombo tomó en cuenta el testimonio de los inspectores de Renatea que habían inspeccionado el predio y dado cuenta de las ilegales condiciones en las que se alojaban los trabajadores, de las privaciones que debieron soportar y cómo algunas de las víctimas se "escaparon" al monte cuando observaron la llegada de miembros de Renatea. Otra de las pruebas en las que el fiscal basó su presentación fue la delcaración de varias de las víctimas en Cámara Gesell. De esa manera, se pudo establecer la situación de vulnerabilidad como denominador común entre ellos y los diferentes roles que habrían tenido cada uno de los acusados. La inspección ocular, que se realizó le pasado 10 de marzo y que contó con el relato del testigo denunciante, también fue parte del escrito. Además, a pesar de haber transcurrido un año del allanamiento, ese día se pudieron hallar vestigios de lo que había sido el "campamento".    

Cómo eran los roles

Tres de los otros siete acusados que fueron sugeridos por Colombo para prestar declaración indagatoria, son accionistas de la SRL “Yerbatera Misiones”, que habría utilizado el predio de Puerta para la explotación de la hoja de yerba en su etapa de corte y cosecha. Luego, esa misma sociedad habría contratado a Sergio Poliszczuk, otro de los acusados, para que se encargara de contratar a las personas que habrían intervenido directamente en la explotación de los trabajadores. Además, era el dueño del secadero a la que fue destinada la yerba cosechada por los trabajadores, que era vendida por la empresa Yerbatera Misiones SRL.

También, administraba, junto a su mujer, la denominada “cantina”, a la cual debían –obligatoriamente- acudir los trabajadores para obtener los víveres. Los alimentos se vendían un precio muy por encima del promedio. A su vez, se constató que es titular del camión que transportó a los trabajadores desde sus hogares hasta el lugar de explotación.

Finalmente, Colombo también sugirió a la Fiscalía la solicitud del llamado a indagatoria sobre tres capataces de ese predio.

Por su parte, un hijo de Puerta concurría en forma regular al yerbal y supervisaba el "corte". Colombo sugirió, además, que se proceda a su identificación.

Acerca de la investigación patrimonial, el titular de Protex aconsejó la participación de otras áreas de la Procuración General de la Nación “que podrían contribuir a una análisis sobre la estructura de costos y producción de la Yerba cortada y extraída en las condiciones aquí analizadas, una cuantificación del daño ocasionado a los trabajadores, e incluso un seguimiento sobre la decisiones societarias tomadas por los socios de Yerbatera Misiones SRL, relacionadas con el hecho aquí imputado”. Para eso, mencionó que la Oficina de Investigación Económica y Análisis Financiero (OFINEC) podría cumplir ese rol.

Origen del caso

La investigación se inició el 30 de enero de 2014, cuando el Registro Nacional de Trabajadores y Empleadores Agrarios (Renatea) participó de un operativo en un campo de la localidad misionera de Parada Leis, para verificar las condiciones laborales y previsionales de los empleados de dicha explotación yerbatera. En esa oportunidad, se constató la presencia de 61 personas que trabajaban en condiciones de trabajo muy precarias: llevaban dos semanas sin acceso a agua potable, con alimentos en mal estado, sin posibilidades de recibir atención médica y viviendo bajo lonas de plástico. Ese día, fueron identificados otros trabajadores al momento de la inspección que, cuando observaron las camionetas de Renatea "se escaparon por el monte". Luego, la Fiscalía Federal de Posadas solicitó la colaboración de Protex.

El 10 de marzo pasado, se llevó a cabo la inspección ocular en el predio denunciado donde se pudo encontrar rastros de lo que fue la explotación laboral de la que fueron víctimas los trabajadores.