27 de mayo de 2022
27 de mayo de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
El caso de la pareja de adultos mayores asesinada a fines de mayo
Doble homicidio en Flores: allanaron la vivienda de las víctimas
La medida se realizó el martes pasado, con intervención de la fiscal, personal del Juzgado y la Unidad Criminalística Móvil. Se levantaron nuevas evidencias y se secuestraron elementos para su futuro análisis.

En el marco de la investigación desarrollada por la Fiscalía Nacional en lo Criminal y Correccional N°30, a cargo de Marcela Sánchez, por los homicidios de Orlando Gianelli y su esposa Hilda Lubin, el pasado martes se realizó –a pedido de la Fiscalía- un allanamiento en la vivienda de las víctimas, ubicada en la calle Morón al 2700, en el barrio porteño de Flores.

En la medida, tendiente a recabar nuevas evidencias y material genético útil para futuros cotejos periciales, estuvieron presentes la titular y empleados de la Fiscalía, personal del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N°8 –a cargo de Yamile Bernan- y los especialistas de la Unidad Criminalística Móvil de la Policía de la Ciudad. Además, la fiscal Sánchez convocó al doctor Enzo Canónaco, del Cuerpo Médico Forense, ya que fue él quien estuvo a cargo de los estudios genéticos practicados hasta el momento en la pesquisa.

En el procedimiento practicado el martes pasado, se levantaron nuevas evidencias, al tiempo que se secuestraron elementos y productos textiles, los cuales serán analizados en futuros peritajes.

El hecho

En la mañana del 29 de mayo, la hija de Orlando Gianelli e Hilda Lubin, llegó al domicilio familiar de la calle Morón al 2700, en el barrio porteño de Caballito. Al entrar en la vivienda, la mujer encontró el cuerpo de su madre, mientras que su padre yacía sin vida, acostado en la cama del dormitorio del primer piso.

Al ver la escena, la mujer –que es sordomuda- sufrió una crisis de nervios y debió ser asistida en el Hospital General de Agudos Dr. Teodoro Álvarez, ubicado frente a la vivienda y donde se desempeñaba laboralmente. Por la tarde, con la asistencia de un intérprete del Programa Nacional de Asistencia para las Personas con Discapacidad en sus Relaciones con la Administración de Justicia (ADAJUS), la hija de la pareja declaró ante los investigadores.

Según la autopsia practicada por los facultativos del Cuerpo Médico Forense, Lubin presentaba 69 puñaladas en la cara, la zona superior del torso y el cuello, además de una serie de heridas defensivas, mientras que su marido no presentaba heridas compatibles con la resistencia a un ataque y recibió cuatro cortes profundos en la zona abdominal.