27 de mayo de 2024
27 de mayo de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Fiscalía Federal de San Ramón de la Nueva Orán
Salta: piden enjuiciar a tres hombres por transportar 38,4 kilos de cocaína
Los acusados fueron detenidos el 28 de octubre de 2014, en un control vehicular dispuesto en la Ruta Nacional N°9/34, en Rosario de la Frontera. La droga se encontraba oculta en un doble fondo, en la caja de la camioneta en que se trasladaban.

El titular de la Fiscalía Federal de San Ramón de la Nueva Orán, José Luis Bruno, solicitó la elevación a juicio de la investigación seguida contra los hermanos Juan Carlos y Ramón Antonio Alba y Flavio Francisco Martínez, en orden a los delitos de transporte de estupefacientes agravado por el número de intervinientes en concurso real con asociación ilícita, luego de que fueran detenidos con 38,4 kilos de cocaína, material estupefaciente que trasladaban oculto en un doble fondo de la caja de la camioneta en la que se desplazaban.

Tareas de investigación desplegadas por la Sección Especial Antinarcóticos “Salta” de la Gendarmería Nacional dieron cuenta de que los imputados transportarían droga. Así, en la tarde del 27 de octubre de 2014, personal del Escuadrón Especial “Salta” recibió un llamado de la patrulla dispuesta en la localidad de “El Naranjo”, sobre la ruta Nacional N°9/34, en la que se alertaba que estaba próximo a pasar un Volkswagen Vento y una camioneta Ford Ranger, donde se trasladaría la droga.

Así, a las 23 hs. llegó al control el Volkswagen, el cual fue requisado sin que se hallaran estupefacientes. Sin embargo, pasadas las 5 de la mañana del 28 de octubre apareció la camioneta Ford, conducida por Juan Carlos Alba, quien circulaba acompañado de José Gerardo Tabuada, Claudio Rosario Valdez y Ramón Antonio Alba.

Al revisar el interior de la camioneta, los gendarmes no notaron nada extraño hasta que, al inspeccionar la caja de carga, advirtieron que el cobertor plástico se encontraba remachado. Removieron la cubierta y notaron un corte en la caja, cuyos bordes estaban cubiertos por masilla. Atravesaron la misma y descubrieron ocultos 37 paquetes rectangulares, envueltos en cinta de embalar transparente, que contenían un total de 38,4 kilos de clorhidrato de cocaína, con una concentración de entre 25,209% y 37,887% de pureza.

A raíz del hallazgo, el juez federal de Orán ordenó el allanamiento de una serie de domicilios, los cuales fueron realizados por personal del Escuadrón N°52 “Tartagal” de la Gendarmería Nacional. En la primera vivienda allanada, se encontró una camioneta Chevrolet S-10 y tres mochilas de arpillera, las cuales fueron olfateadas por los perros, con resultado positivo. En los otros domicilios encontraron teléfonos celulares, equipos electrónicos, municiones calibre 9.mm y 22.mm y un envoltorio con 8,2 gramos de cocaína.

En su indagatoria, Juan Carlos Alba admitió su responsabilidad, pero desligó a su hermano y a Tabuada y Valdez. Sostuvo que lo hizo porque estaba desempleado y no tenía para comer y que les ofreció a los demás $3.000 si lo acompañaban a buscar un acoplado a Tucumán. Agregó que en una estación de servicio ubicada en Tartagal se encontró con unos hombres, de nacionalidad boliviana, quienes le entregaron la camioneta ya acondicionada, la que debía llevar a Tucumán, por la suma de $30.000.

Por su parte, Ramón Antonio Alba declaró que su hermano lo fue a buscar y lo invitó a ir a Rosario de Lerma a buscar un tractor, y que lo acompañaron Tabuada y Valdez, quienes era compañeros suyos en los trabajos de construcción que realizaban. A su turno, Martínez se abstuvo de declarar.

En base a las pruebas colectadas, el fiscal Bruno consideró que estaba frente a una asociación ilícita cuyos cabecillas serían Carlos Luis Ordoñez –quien adquiría la droga en Bolivia- y Manuel Marcelo Aguirre. Estos dos serían los tripulantes del Volkswagen Vento propiedad del fallecido Alejandro Agustín Jaime, que pasó antes de los imputados por el control donde fueron detenidos. Además, el representante del Ministerio Público Fiscal tuvo por probado que la camioneta donde estaba oculta la droga pertenecía a Miguel Eduardo Figueroa, quien residía en Tucumán.

Por todo ello, el representante del MPF imputó a Juan Carlos Alba por los delitos de asociación ilícita y transporte de estupefacientes agravado por el número de intervinientes. La misma conducta, pero como partícipes necesarios, les atribuyó a Ramón Antonio Alba y Flavio Francisco Martínez.

Lavado de activos

En el marco de la misma investigación, el 23 de noviembre de 2015 el juez interviniente ordenó el sobreseimiento de Martínez y los hermanos Alba, en orden al delito de lavado de activos de origen delictivo.

Asimismo, favoreció con igual medida a Claudio Rosario Valdez y José Gerardo Tabuada, quienes estaban imputados por los delitos de asociación ilícita, transporte de estupefacientes y lavado de activos de origen delictivo.

También, el 28 de octubre de 2014, el juez dispuso la detención de Carlos Luis Ordoñez y Alejandro Agustín Jaime. El primero continua prófugo, mientras que el segundo falleció. Por otra parte, la Cámara Federal de Apelaciones de Salta dictó, el 6 de febrero pasado, la falta de mérito respecto de Miguel Eduardo Figueroa, como miembro de la asociación ilícita y partícipe necesario de transporte de estupefacientes con fines de comercialización agravado por el número de intervinientes. Por ello, el fiscal Bruno requirió profundizar la investigación en su contra.