24 de febrero de 2024
24 de febrero de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
A pedido de los fiscales Nebbia y Palazzani
Detuvieron a un ex militar por secuestros, torturas y violencia sexual en Bahía Blanca
Se trata de Eduardo Carlos Videla, acusado en más de cincuenta hechos por su actuación en el Batallón de Comunicaciones 181 de esa ciudad entre 1976 y 1977. Avanza la investigación sobre los crímenes en el V Cuerpo del Ejército.

El ex jefe de compañía del Batallón de Comunicaciones 181 de Bahía Blanca, Eduardo Carlos Videla (60 años), fue detenido ayer en La Plata, acusado por su participación en crímenes de lesa humanidad durante la última dictadura cívico militar. La Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) cumplió con la orden que había dictado el juez federal bahiense Santiago Ulpiano Martínez, a pedido de los fiscales Miguel Ángel Palazzani y José Nebbia, titulares de la Unidad que interviene en casos de terrorismo de Estado en aquella ciudad.

Videla está acusado de haber intervenido en 52 casos de secuestros y torturas y un hecho de violencia sexual perpetrados contra víctimas de Bahía Blanca y de la región. Desde su rol funcional, Videla tenía relación con el ya condenado ex jefe de sección de la Compañía "A" del Batallón de Comunicaciones 181, Ricardo Claudio Gandolfo, y con el recientemente detenido oficial Raúl Esteban Andrés

En 1976, el hoy acusado fue jefe de sección de la compañía de Combate "Mayor Keller" del Batallón, mientras que en 1977 prestó funciones como "jefe de grupo" de la Compañía Comando de la misma unidad militar. "La compañía de Combate del Batallón constituía el grupo de tareas, en el que participaban además de los oficiales que la integraban, otros oficiales del Batallón", informaron a Fiscales Nebbia y Palazzani.

Los representantes del MPF también explicaron que la detención de Videla es consecuencia de la profundización de las investigaciones que permitieron reconstruir el mapa represivo del Batallón de Comunicaciones 181, dependencia que durante la dictadura fue sede de un centro clandestino de detención.

De acuerdo con las investigaciones en curso, son alrededor de 500 la cantidad de víctimas del terrorismo de Estado en la jurisdicción federal de Bahía Blanca.