21 de julio de 2024
21 de julio de 2024 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
El alegato de Dante Vega y Pablo Garciarena
San Rafael: la Fiscalía pidió perpetua para catorce acusados y penas de entre 3 y 10 años de prisión para otros once
Tras cinco jornadas de exposición y más de dos años de juicio oral, los fiscales pidieron pena para 25 acusados. Solicitaron, además, la absolución de un militar y de un policía. Se juzgan crímenes contra 72 víctimas en un enorme circuito de centros clandestinos de detención.

El fiscal general de Mendoza, Dante Vega, y el fiscal subrogante Pablo Garciarena, requirieron este miércoles que se imponga la pena de prisión perpetua a 14 de los 27 acusados en el juicio que se desarrolla por crímenes contra la humanidad en San Rafael, penas de entre tres años y diez años de prisión para otros 11 y la absolución de los 2 restantes. En el juicio se abordaron los crímenes contra 72 víctimas en el marco de un extenso circuito de centros clandestinos de detención.

El pedido de pena de la Fiscalía llegó tras cinco jornadas de doce horas de audiencias ante el Tribunal Oral en lo Criminal Federal N°2 de Mendoza, que sesiona en la sede de la Universidad Tecnológica Nacional de San Rafael. El debate comenzó el 25 de marzo de 2015 y alternó su sede entre los tribunales de la capital provincial y el recinto universitario rafaelino.

Durante su exposición, los fiscales analizaron los hechos acaecidos en la Municipalidad de la ciudad de San Rafael, la Unidad Regional II de la Policía; la Brigada de Investigaciones de Zona Sur; la Infantería de la Policía de San Rafael; el Regimiento militar de la localidad de Cuadro Nacional; la denominada Casa Departamental, sede de los tribunales provinciales; las seccional de General Alvear; la seccional 24 de Malargüe; la seccional 32 de San Rafael; el Regimiento militar de Campo Los Andes; la Cárcel de Encausados de San Rafael; la Seccional 8va de la Policía de Mendoza; el Escuadrón 29 de la Gendarmería Nacional en Malargüe; la Oficina de Bomberos; la comisaría de Bowen; el Destacamento policial de Nihuil, y la bodega Pico de Oro. Todos esos lugares fueron centros clandestinos de detención.

El paso de prisioneros políticos por la sede misma de los tribunales locales tuvo sus particularidades: "En San Rafael, a diferencia de Mendoza, se implementó una técnica de desaparición de personas que podemos llamar libertad ficticia. Detenida la persona en el centro clandestino de detención de Tribunales (la Departamental), se confeccionaba un acta de libertad, que aún se conserva o es aludida por otros instrumentos como los libros de novedades de diferentes reparticiones. En algunos casos se le hacía firmar el acta al mismo detenido y en otros casos se conserva el acta con firma apócrifa. Una vez fuera del centro clandestino, la suerte final del secuestrado es ignorada", describieron los fiscales.

En el juicio se están tratando 14 de las 16 desapariciones que se registraron en el sur mendocino, en las ciudades de San Rafael, General Alvear y Malargüe, y también forman parte del debate la mayor parte de las víctimas del terrorismo de Estado en esa zona. Los acusados, también, en su mayoría formaron parte del aparato represivo del sur provincial, en los que se destacan el comisionado municipal (militar), Luis Alberto Stuhldreher, el jefe de la Sección Inteligencia 144 del Ejército, Luis Rizo Avellaneda, el jefe de la Unidad Regional II de la Policía, Raúl Ruiz Soppe y el jefe de la Dirección de Informaciones (D2) policial, Oscar Raúl Pérez.

En el final del alegato, los fiscales pidieron que se absuelva al ex sargento de la VIII Brigada de Infantería de Montaña, Raúl Alejandro Olguín, y al ex agente de policía del Destacamento de Agua del Toro, Antonio Orellano.

Los fiscales señalaron que en San Rafael se produjo el fenómeno de la "libertad ficticia": en los tribunales locales se dejó constancia en acta de la libertad de personas que continúan desaparecidas.

Pedidos de prisión perpetua

Los fiscales Vega y Garciarena requirieron prisión perpetua para las siguientes personas, en virtud de su participación en los hechos desde los cargos públicos que a continuación se detallan:

- el oficial de la Oficina de Sumarios de la Seccional 32° de San Rafael Hugo Ramón Trentini Colletti, acusado como coautor mediato por el homicidio doblemente agravado en tres hechos, privación abusiva de la libertad agravada en 14 hechos, aplicación de tormentos agravada en doce hechos y robo agravado en tres hechos. También fue acusado en carácter de autor material de dos hechos de privación abusiva de la libertad y de aplicación de tormentos y de asocación ilícita en calidad de integrante.

- el jefe de Operaciones (D-3) de la Policía mendocina Orlando Gerardo Gutiérrez Álvarez, acusado como autor mediato de homicidio doblemente agravado en cinco hechos, privación abusiva de la libertad agravada en 39 hechos, aplicación de tormentos agravada en 29 hechos, robo agravado en tres hechos, violación en un hecho y asociación ilícita en calidad de jefe u organizador.

- el jefe de la División Cuerpos de la Unidad Regional II de la Policía de Mendoza Pierino David Massaccesi, acusado como autor mediato en un homicidio doblemente agravado, 16 hechos de privación abusiva de la libertad agravada, 15 hechos de aplicación de tormentos agravada, tres robos agravados y asociación ilícita en calidad de jefe u organizador.

- el teniente de la VIII Compañía de Ingenieros de Montaña Carlos Alberto Ochoa, acusado como autor mediato de dos hechos de homicidio doblemente agravado y privación abusiva de la libertad agravada, y como autor material de un hecho de privación abusiva de la libertad agravada y aplicación de tormentos agravados y asociación ilícita en calidad de integrante.

- el sargento ayudante de la Sección de Inteligencia 144 de San Rafael, Cecilio Oseas Martínez Garay, acusado como autor mediato de 14 hechos de homicidio doblemente agravado, privación abusiva de la libertad agravada en 34 hechos, aplicación de tormentos agravados en 19 hechos, robo agravado en un caso y asociación ilícita en calidad de integrante.

- el oficial ayudante del D2, Daniel Ernesto Huajardo Martínez, acusado como autor mediato del homicidio doblemente agravado de cinco personas, privación abusiva de la liberta agravada en 32 hechos, aplicación de tormentos agravada en 25 hechos, robo agravado en tres casos, violación en un hecho y asociación ilícita en calidad de integrante.

- el sargento de la Sección de Inteligencia 144 de San Rafael, Juan Armando Giovarruscio, acusado como autor mediato de 14 homicidios agravados, privación abusiva de la libertad agravada en 35 hechos, aplicación de tormentos agravados en 20 hechos, robo agravado en dos hechos y asociación ilícita en calidad de integrante.

- el teniente de la VIII Brigada de Infantería de Montaña Miguel Ángel Báez Malbec, acusado como autor mediato en un homicidio doblemente agravado, privación abusiva de la libertad agravada en siete hechos, aplicación de tormentos agravados en cinco hechos y asociación ilícita en calidad de integrante.

- el integrante del grupo de tareas del D-2, Juan Roberto Labarta, acusado como autor mediato del homicidio doblemente agravado en siete hechos, privación abusiva de la libertad agravada en 41 hechos, aplicación de tormentos agravada en 34 hechos, robo agravado en cinco hechos, un caso de violación y un caso de amenazas coactivas.

- el militar que usurpó el cargo de comisionado municipal, Luis Alberto Stuhldreher, acusado como autor mediato del homicidio doblemente agravado de diez personas, privación abusiva de la libertad en 49 hechos, aplicación de tormentos agravada en 38 hechos, robo agravado en tres hechos, un caso de violación y asociación ilícita en carácter de jefe u organizador.

- el jefe de la Sección de Inteligencia 144 de San Rafael, Luis Ricardo Rizo Avellaneda, acusado como autor mediato en 13 homicidios doblemente agravados, privación abusiva de la libertad agravada en 23 hechos, aplicación de tormentos en once hechos, robo agravado en dos hechos y asociación ilícita en calidad de jefe u organizador.

- el oficial del D2, Oscar Raúl Pérez Fernández, acusado como autor mediato de cinco homicidios doblemente agravados, privación abusiva de la libertad en 43 hechos, aplicación de tormentos agravados en 35 hechos, robo agravado en cinco hechos, un caso de violación y asociación ilícita en calidad de jefe u organizador.

- el jefe de la Unidad Regional II Raúl Alberto Ruiz Soppe, acusado como autor mediato del homicidio doblemente agravado en seis hechos, privación abusiva de la libertad agravada en 43 hechos, aplicación de tormentos agravados en 36 casos y violación en un hecho.

- el teniente de la VIII Brigada de Infantería de Montaña Aníbal Alberto Guevara, acusado por el homicidio doblemente agravado de siete personas, privación abusiva de la libertad agravada en 52 hechos, aplicación de tormentos agravados en 43 casos, un hecho de violación y robo agravado en dos hechos.

De tres a diez años de prisión

Por otro lado, los fiscales pidieron penas mensurables para las siguientes personas, en función de su participación en los hechos desde los cargos en los que se desempeñaban entonces:

- Diez años de prisión para el comisario de la Delegación Bomberos de San Rafael Tomás Luis Rojas García, acusado como autor mediato por privación abusiva de la libertad agravada (13 casos), tormentos (11) y asociación ilícita en carácter de organizador o jefe. "'Prestó' las instalaciones para que allí llevaran a detenidos a fin de ser interrogados y torturados", indicó la Fiscalía.

- Ocho años de prisión para el oficial principal de la Unidad Regional II Norberto Ernesto Mercado Laconi, acusado como autor material de ocho hechos de privación abusiva de la libertad agravada y asociación ilícita en carácter de jefe u organizador.

- Seis años de prisión para el comisario de la Brigada de Investigaciones de la Zona Sud Luis Juan Edgardo Graín Farina, acusado como autor mediato por privación abusiva de la libertad agravada y aplicación de tormentos agravados en en seis casos, y asociación ilícita en calidad de integrante. "Fue 'Jefe de Día' mientras las víctimas se encontraban detenidas", describieron los fiscales.

- Cinco años de prisión para el subcomisario de la seccional 8ª Daniel Navarro Farías, acusado como autor mediato por cuatro casos de privación abusiva de la libertad agravada, 3 casos de aplicación de tormentos agravada, un robo agravado por el uso de arma de fuego y asociación ilícita en calidad de integrante.

- Cinco años de prisión para el subcomisario de la Seccional 24 de Malargüe Ciro Isidro Maza Correa, acusado como autor mediato de privación abusiva de la libertad agravada y aplicación de tormentos agravada en cuatro hechos, un robo agravado y asociación ilícita en calidad de integrante.

- Cinco años de prisión para el oficial de Infantería Emilio Eduardo Castro, acusado como autor material de privación abusiva de la libertad agravada y aplicación de tormentos agravada en tres hechos, y asociación ilícita en calidad de integrante.

- Cinco años de prisión para el comisario de la Seccional 26° de Villa Atuel Argentino Eduardo Villafañe, acusado como autor mediato por privación abusiva de la libertad agravada en seis hechos y asociación ilícita en calidad de integrante.

- Cuatro años y seis meses de prisión para el ex agente de la Dirección de Comunicaciones de la Unidad Regional II Miguel Ángel Megetto, acusado como autor material en un caso de privación abusiva de la libertad agravada y aplicación de tormentos agravados, y asociación ilícita en calidad de integrante.

- Tres años y seis meses de prisión para el policía Osvaldo Domínguez, acusado como autor material en un caso de privación abusiva de la libertad agravada y aplicación de tormentos agravados.

- Tres años y seis meses de prisión para el subteniente del Regimiento de Infantería de Montaña 11 con asiento en el departamento de Tupungato, Rafael Francisco Bitti, acusado como autor material de privación abusiva de la libertad agravada y tormentos agravados en un caso.

- Tres años de prisión efectiva el ex integrante de la banda musical de la policía, Juan Antonio Gallardo, acusado como autor material de prisión abusiva de la libertad agravada y aplicación de tormentos en un caso.