06 de febrero de 2023
06 de febrero de 2023 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Tras un pedido del fiscal Sandro Abraldes junto a la Procuvin
Indagarán a tres policías acusados de exigir dinero a cambio de evitar una detención
Son miembros de la Brigada de Robos y Hurtos de la Policía Federal. Los representantes del MPF le imputan haber exigido 5 mil pesos y hurtar objetos personales a una pareja durante un allanamiento que tenían a su cargo.

El magistrado a cargo del Juzgado Criminal de Instrucción Nº4 Santiago Quian Zavalia convocó a prestar declaración indagatoria a tres miembros de la Brigada de Robos y Hurtos de la Policía Federal, a quienes se acusa de exigir ilegalmente 5 mil pesos a una joven pareja y hurtar objetos personales de su vivienda durante un allanamiento a su cargo.  El pedido fue elaborado por el titular de la Fiscalía Nacional de Instrucción Nº4, Sandro Abraldes, en forma conjunta con el titular de la Procuraduría de Violencia Institucional (Procuvin), el fiscal general Miguel Palazzani, y el fiscal ad-hoc y coordinador del Área de Corrupción en las Fuerzas de Seguridad de esa Procuraduría, Fernando Vallone.

Los representantes del Ministerio Público indicaron que los funcionarios de la brigada policial aprovecharon el hecho de que hallaron una pequeña cantidad de marihuana en el domicilio allanado -pese a que el procedimiento no tenía relación con una causa de la ley de estupefacientes- para intimidar y exigirle a las víctimas que entreguen todo el dinero que tuvieran en su poder y así evitar una hipotética detención.

En ese sentido, señalaron que los policías llegaron a amenazar a las víctimas con que, consumada una detención, el pequeño hijo de la pareja, que estaba presente en la vivienda, iba a tener que ser derivado a un reformatorio. En la investigación también se pudo determinar a través de los dichos del testigo del procedimiento ejecutado ilegalmente -que coincidió con el testimonio de las víctimas-, que dos de los funcionarios policiales se quedaron a solas con la joven pareja y el niño en el domicilio cuando el procedimiento concluyó.

En consecuencia, los fiscales entendieron que hay “sospecha suficiente” para considerar que los policías de la División Robos y Hurtos involucrados en los hechos cometieron el delito de hurto agravado en concurso real con el delito de exacciones agravadas.