29 de enero de 2023
29 de enero de 2023 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Intervinieron los fiscales Gabriel Pérez Barberá y Daniel Adler
Mar del Plata: revocan los sobreseimientos en causa por lavado de activos e intermediación financiera
La Cámara Federal de Casación Penal revocó la resolución de la Cámara Federal de Apelaciones de esa localidad, que había decretado la nulidad de todo lo actuado en base a una supuesta inexactitud en la redacción de un informe de Gendarmería. Las actuaciones fueron remitidas para que se continúe con la investigación.

Tras un recurso de casación presentado por Gabriel Pérez Barberá, a cargo de la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos, y Daniel E. Adler, fiscal ante la Cámara Federal de Apelaciones de Mar del Plata, y sostenido por el primero en audiencia oral, los jueces de la Cámara Federal de Casación Penal hicieron lugar a la presentación y resolvieron revocar los sobreseimientos dictados por la Cámara local, que había entendido como nulo un informe presentado por la Gendarmería Nacional. Ante ello, ordenó remitir las actuaciones para que la investigación siga su curso “con la celeridad que el caso amerita”.

Para los jueces Mariano Borinsky, Gustavo Hornos y Juan Carlos Gemignani no se desprende de la resolución de la Cámara de Apelaciones cuál fue el perjuicio respecto a la inexactitud del informe cuestionado. En tal sentido, y en consonancia con lo sostenido en el recurso por los fiscales, sostuvieron que la Cámara de Apelaciones “no fundó adecuadamente la trascendencia que la mención acerca del lugar donde trabajaba Tuduri revestía; ello, a fin de sustentar la declaración de nulidad del informe en cuestión. Máxime, cuando lo relevante es que aquella pieza comunicó la sospecha acerca de que Tuduri, Jonestur y Transcambio llevaban adelante presuntas actividades ilícitas; sospecha que, por lo demás, encuentra correlato en las intervenciones telefónicas producidas con anterioridad al informe”, entregado el 14 de noviembre de 2014.

A esto, la resolución de Casación agrega que la Cámara de Apelaciones “tampoco demostró la ausencia de cursos causales independientes que puedan suplir probatoriamente al informe anulado”. “En efecto –señalaron-, no se advierte en el pronunciamiento recurrido un razonado análisis de las constancias de la causa que deriven en la conclusión apuntada”. Y a ello agrega que “del análisis de las constancias de la causa, se advierte que aun suprimiéndose mentalmente el informe anulado, las intervenciones telefónicas ejecutadas con anterioridad y de forma independiente a la presentación de Gendarmería, tienen la entidad para otorgar -cuanto menos- un mínimo de verosimilitud a la hipótesis investigativa en virtud de la cual se dirigió la pesquisa en torno a Tuduri, Transcambio y Jonestur”.

Por esas razones, entre otras, se decidió revocar el sobreseimiento de los imputados, quienes se presentaron a través de sus abogados defensores para sostener los sobreseimientos. Y en consiguiente se ordenó continuar con la investigación con la premura que la causa amerita.

En relación a la decisión de la Cámara de Casación, los representantes del Ministerio Público Fiscal consideraron que la misma es especialmente trascendente por la importancia de la causa, que involucra no sólo a imputados con especial peso en el ámbito financiero de la ciudad de Mar del Plata, sino a múltiples maniobras que, atento las ramificaciones, incluso internacionales, que comienzan a aparecer en la causa, fortalecen cada vez más la hipótesis de que no se trata de una mera causa local relacionada con compra y venta ilegal de divisas, sino de sofisticadas maniobras de intermediación financiera e, incluso, de lavado de activos.