27 de mayo de 2022
27 de mayo de 2022 | Las Noticias del Ministerio Público Fiscal
Menu
Interviene la Fiscalía Federal de Paso de los Libres con la colaboración de la Dirección General Recuperación de Activos y Decomiso de Bienes y la Procelac
Corrientes: embargaron 14 inmuebles y 27 automotores pertenecientes a una organización criminal dedicada al lavado de activos
La medida, que incluye el congelamiento de 42 cuentas bancarias, tuvo lugar en el marco de una investigación por contrabando de divisas, infracción al régimen penal cambiario, lavado de activos de origen delictivo e infracciones a la ley 24.769. Se trata de una causa derivada de la investigación que tiene como imputados al ex fiscal de Paso de Libres, Benito Pont, y a otros funcionarios sospechados de brindar protección a una organización criminal dedicada a la trata de personas con fines de explotación sexual.

La jueza federal de Corrientes Cristina Elizabeth Pozzer Penzo dispuso medidas cautelares de orden patrimonial sobre los bienes de trece imputados y tres personas jurídicas, para asegurar el decomiso de los activos producto y/o provecho de los delitos investigados, como así también de aquellos activos que fueron utilizados como instrumento. La medida dispuesta por la magistrada se encuentra en línea con lo solicitado por la fiscal federal subrogante de Paso de los Libres, Miriam Benítez, la Dirección General de Recuperación de Activos y Decomiso de Bienes de la PGN, a cargo de Carmen Chena, y la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac), a cargo de los fiscales Gabriel Pérez Barberá y Laura Roteta.

En ese marco, la jueza decretó el embargo preventivo de catorce inmuebles, veinte automotores (ocho de los cuales habrían sido utilizados para el contrabando de divisas) y de una embarcación. Respecto de otros siete vehículos pertenecientes a terceros allegados a los imputados, ordenó la traba de la anotación de litis con el objeto de dar conocimiento de la existencia de la investigación sin restringir las facultades de disposición.

También dictó el embargo preventivo para asegurar el decomiso de $ 1.044.127,85 (un millón cuarenta y cuatro mil ciento veintisiete pesos con ochenta y cinco centavos); U$S 89.024 (ochenta y nueve mil veinticuatro dólares estadounidenses); R$ 229.132 (doscientos veintinueve mil ciento treinta y dos reales brasileños); CH$ 25.000 (veinticinco mil pesos chilenos); € 400 (cuatrocientos euros) y UR$ 100 (cien pesos uruguayos), dinero que había sido secuestrado en el marco de los allanamientos efectuados en la causa.

Con relación a los productos bancarios, dispuso la prohibición de innovar respecto de una caja de seguridad y el congelamiento por noventa días de catorce cuentas corriente en pesos y veintiocho cajas de ahorro (ocho de las cuales eran en dólares).